NHL 2002
NHL 2002
Carátula de NHL 2002

Cálzate los patines, coge tu stick, y deslízate por la pista...

Uno de los mejores títulos dentro de la línea deportiva de Electronic Arts, y de los videojuegos de Hockey en general, NHL 2002 llega ahora a Xbox, en una versión mejorada y de notable calidad ¿preparados para dejaros la piel en el hielo?

Uno de los mejores títulos dentro de la línea deportiva de Electronic Arts, y de los videojuegos de Hockey en general, NHL 2002 llega ahora a Xbox, en una versión mejorada y de notable calidad ¿preparados para dejaros la piel en el hielo?

Que bien te ves bajo esa luz

El ruido del pabellón es ensordecedor, el público grita como un solo hombre: U-S-A, U-S-A, U-S-A; machaconamente se repite el cántico de un público entregado y martillea el interior de tu cabeza. Sólo piensas en acabar este relevo que se está prologando más allá de lo aconsejable para tu maltrecho cuerpo después de varios días de intensa competición y el cargado calendario de la NHL. Echas una rápida mirada al banquillo, tu mirada y la del entrenador se cruzan, sus ojos lo dicen todo: aguanta unos segundos más. Resignado, casi sin fuerzas para deslizarte por la pista y para cubrir a tu rival, optas por mantenerte alejado de la acción a la espera de una pastilla suelta y diriges tu atención a la esquina derecha de tu campo, donde Rob Blake lucha contra John LeClair por el control del puck.

La introducción del juego, sencilla, típica y espectacular.

A pesar de la presión ejercida por el poderoso delantero americano, el defensor canadiense se hace con el control del caucho y cede rápidamente a Mario Lemieux, justo en ese instante decides romper en diagonal hacia la portería buscando la espalda de los defensas rivales, a la espera de que el pase milimétrico de Súper Mario se deposite en la cinta de tu pala. Después es el ritual de siempre, amago hacia la izquierda, amago hacia la derecha, disparo de muñeca y la pastilla dirigiéndose hacia el ángulo superior derecho de la portería defendida por Mike Ritcher. El público enmudece, los compañeros se te echan encima y Canadá recupera la medalla de oro olímpica.

Aunque el anterior pasaje parece más bien sacado de la final de hockey sobre hielo de los pasados Juegos Olímpicos de Salt Lake City, de la mano EA Sports podrá revivirse ese y otros muchos momentos de la historia del hockey sobre hielo, en la nueva entrega de la serie NHL Hockey de reciente comercialización en nuestro país y que hace su entrada triunfal en la X-Box.

Preparados para entrar en la arena de combate

Las sagas deportivas de EA Sports -que abarcan a la mayoría de los grandes deportes con la excepción del atletismo y del tenis-, poco a poco van apareciendo en la nueva consola de Microsoft, y aunque la temporada regular de la NHL ya ha acabado y la liga se encuentra en el período de las eliminatorias por la Copa Stanley, NHL2002 ofrece la posibilidad de jugar con cualquiera de los 30 equipos de la NHL -puesto que el juego cuenta con todas las licencias correspondientes de la NHL y la NHLPA-, o las principales selecciones nacionales, encontrándose las plantillas actualizadas al momento correspondiente al principio de la temporada regular, aunque si bien Mario Lemieux está en los Pittsburg Penguins, Jaromir Jagr en los Capitals y Hasek y Hull a los Red Wings, Eric Lindros sigue estando en los Flyers y no en los New York Rangers.

It's Time To Train Dude

Los modos de juego que presenta NHL 2002 son numerosos: exhibición, temporada, modo carrera, eliminatorias por el título, penaltis y torneo. Para aquellos que quieran sentirse como un manager general de cualquier equipo de la NHL, el modo carrera permite traspasar jugadores, contratar agentes libres y elegir novatos en el draft durante un periodo que abarca 10 temporadas consecutivas. Asimismo también se incluye la posibilidad de disputar un torneo de selecciones nacionales y la opción de crear nuestros propios equipos y jugadores.

También se incluyen las llamadas "NHL Cards" al estilo de las que ya aparecen en los juegos de la serie Madden NFL, que se obtienen a través de los puntos ganados mediante la ejecución de jugadas espectaculares otorgando al jugador trucos y opciones como la posibilidad de jugar con jugadores gordísimos, mejorar las habilidades de los mismos, ejecutar nuevas celebraciones de goles, etc.

¡¡¡¡Ohhhh!!! Decepción para el equipo contrario

Aunque la edición de este año es la primera que aparece en X-Box, una de las novedades -ya presentes en las versiones de PC y PS2- es el denominado "emotion meter", que viene a ser el equivalente del "momentum" de las ediciones del año 2001 en PC. PS2 y PSX, y que para definirlo de alguna manera puede decirse que viene a representar el grado de conjunción que se produce entre la actuación del equipo y la respuesta del público a su esfuerzo, lo que hará aumentar el citado medidor y mejorar nuestra actuación en el hielo, patinando mejor, efectuando unas cargas más potentes y teniendo más posibilidades de anotar.

Oliver Atom se aproxima a la portería y....

Con la intención de sumergir todavía más al jugador en el partido se introduce el modo 'EA GameStory', que viene a ser algo parecido a esos pequeños resúmenes o "píldoras" que se muestran en las realizaciones televisivas de cada partido sobre un jugador o equipo concreto y que nos cuentan como está jugando el partido actual o como está actuando en los últimos partidos, mezclando imágenes de sus mejores acciones en el partido y en los partidos precedentes, comentarios de los narradores, movimientos de cámara, etc. Es decir, se busca con ello sumergir al jugador más dentro de la experiencia de juego, mostrándole algo muy similar a lo que se puede observar a través de una retransmisión televisiva.

g r á f i c o s
A nivel gráfico la versión de X-Box no presenta grandes diferencias sobre las versiones de PS2 o PC, cosa lógica ya que el detalle gráfico alcanzando en las mismas era bastante elevado, por lo que EA Sports ha pulido algunos detalles como la eliminación del ligero aliasing que mostraba la versión de Playstation2.

Los banquillos presentan a jugadores y técnicos interactuando entre ellos, el público de las gradas es poligonal -en los primeros planos- y bastante bien modelado para lo que uno puede esperarse, pues podría suceder que el detalle puesto en el modelado de los jugadores hiciera que se dejase de lado ese aspecto, cosa que no ha sucedido afortunadamente. Siguiendo con el público, éste acosará a los jugadores sentados en banquillo rival e intentará tocar a los jugadores de casa en la salida de los vestuarios.

¡¡¡Ay Ay Ay!!! ¡¡¡Que se escapa!!!

Las animaciones mediante la conocida técnica de "motion capture" son muy fluidas y realistas, ofreciendo a los usuarios una amplia gama de acciones a realizar en el hielo tales como parar y acomodar la pastilla con el patín o efectuar paradas al más puro estilo Dominik Hasek y no adoleciendo de ralentización alguna, ya esté la consola configurada en modo 50 o 60 Hz, por lo que el control es muy bueno, suave y con una rápida respuesta en ambos modos.

Las caras digitalizadas dan mucho realismo al conjunto

Las caras de los jugadores siguen siendo no sólo las mejor representadas de todas las sagas deportivas de EA, sino que es complicado encontrar otro juego que se le acerque en dicho aspecto sea de la disciplina deportiva que sea. El aficionado que siga con cierto interés la NHL podrá reconocer con facilidad a los jugadores más conocidos, aunque hay que reconocer que en unos poquitos de los jugadores la integración de las caras, aún siendo muy buena y un poquito mejor que en la versión de PS2, es ligerísimamente inferior a la versión PC. El resto de los gráficos del juego son excelentes, con unos jugadores muy bien modelados, múltiples reflejos en el hielo y en los casos de los jugadores, banquillos bien realizados, uniformes muy detallados, en fin, al mismo nivel que la versión para compatibles o para PS2.

Aquí en el banquillo, comentando las jugadas, y deseando volver al hielo

Las animaciones de los porteros y de los jugadores han sufrido mejoras respecto de las que existían en la versión 2001 para otras plataformas, especialmente las de los primeros, que ahora ofrecen un mayor abanico de paradas No obstante, los patinadores también poseen nuevos movimientos, como llevarse con la cuchilla el puck o mover el stick hacia atrás para controlar la pastilla si esta se queda rezagada. Asimismo, los jugadores presentan un aspecto redondeado, muy humano, estando las diferencias físicas y de altura entre los jugadores bastante bien conseguidas.

La cámara desde dentro de la porteria

La presentación  de los partidos es auténticamente televisiva y espectacular, en la misma vemos como los jugadores salen de su vestuario, entran en la pista entre los aplausos del público, patinan en círculo y efectúan disparos de calentamiento, etc., los banquillos están bien detallados y realizados, siendo posible ver dentro a los jugadores comentar las incidencias del partido entre si o al entrenador dar consignas a sus pupilos. Todo ello acompañado de varias vistas de cámara para ofrecer el ángulo de visión más preciso y unas escenas de transición pre-renderizadas muy cuidadas con la finalidad de conseguir que el usuario se meta de lleno en la acción.

El corro de la patata...es particular....

Otra de las nuevas características -tal vez una de las que a primera vista llame más la atención- es la denominada "cámara de contraataque". Básicamente consiste en que en el momento en que robemos la pastilla de caucho y nos dirijamos hacia la portería rival en solitario, la consola interpretará que estamos ejecutando un contraataque y cambiará a un modo de visualización de la acción en primera persona como si de Halo se tratase y la imagen pasa a una especie de 16:9 muy cinematográfico, de manera que se produzca una inmersión total en el juego y que nos creamos que realmente estamos en la piel de Pavel Bure o Jaromir Jagr frente al portero rival. No obstante, el resultado y utilidad de esta característica es bastante discutible, puesto que las primeras veces pilla al jugador desprevenido y aunque el efecto es ciertamente espectacular, la dificultad para anotar en contraataque aumenta en ocasiones. No obstante, esta característica puede activarse o desactivarse en el menú de configuración.

m ú s i c a

La ambientación del estadio está muy conseguida

Barenaked Ladies se encargan del tema principal de este juego, tema que encaja perfectamente con el estilo de juego rápido del que hace gala NHL 2002. Pero aparte de ello están presentes todas las melodías que pueden escucharse durante un partido real, incluido la típica melodía de órgano.

A diferencia de otros juegos de X-Box, en NHL 2002 no pueden usarse ni en los menús ni durante el juego las canciones que el usuario tenga almacenadas en el disco duro de la consola.

¿ Y tú que miras? A que te marco un gol...

El uso del Dolby Digital 5.1 -para lo que se necesita conectar la consola con un cable óptico y el cable de video avanzado de Microsoft a un decodificador/amplificador compatible- es realmente bueno, destacando la claridad de sonido con la que se escuchan las voces de los comentaristas por el canal central, quedando los altavoces frontales para los efectos y la música y los efectos de audio en los canales surround. La sensación de inmersión en los partidos y la recreación del ambiente de un partido de hockey quedan reforzadas gracias al sonido envolvente y multicanal.

s o n i d o  f x
Los comentarios durante el partido sufren unos cuantos cambios frente a pasadas ediciones en otras plataformas.

Bueno, no ha estado mal

Para empezar los análisis durante el partido corre a cargo de Don Taylor, mientras que el conocido Jim Hughson sigue al frente de la narración como en NHL 2001. Si bien los comentarios tienen una buena sincronización con lo que ocurre en el hielo, se producen algunas repeticiones de los mismos comentarios en situaciones muy puntuales, comentarios que a diferencia de otras ediciones son más humorísticos que otra cosa y que resultarán bastante chocantes -o irritantes- a los usuarios con un buen dominio de la lengua inglesa. La verdad es que cuando menos son curiosos y muy americanos, aunque -por desgracia-, en más de una y más de dos ocasiones los comentarios de Don Taylor son francamente patéticos y resultan fuera de lugar.

El del sombrero se piensa que está en un programa de Rita Irasema

El resto de efectos sonoros son los típicos que pueden escucharse durante los partidos y sólo pueden calificarse como muy realistas. Los golpes de los jugadores contra el metacrilato, el impacto del caucho en los postes, escuchar como las gradas quedan en silencio cuando el equipo visitante anota o como anima cuando el equipo local achucha, los cánticos del público, el sonido de la sirena cuando se anota un gol, etc.


j u g a b i l i d a d

Preparar la estrategia adecuada requerirá tiempo

El control del patinador no ha cambiado en absoluto frente a las versiones de PC y PS2, aunque respecto a la versión del año pasado en dichas plataformas, el botón que asignemos para efectuar un amague tiene una doble función dependiendo de si lo pulsamos una vez, con lo que ejecutaremos un amague con el cuerpo, o lo mantenemos apretado, con lo que el patinador se deslizará controlando el puck con el stick, el cual puede moverse a izquierda o derecha sin que el patinador cambie de postura, lo cual resulta muy útil en los contraataques para mover y despistar al portero o para regatear a los rivales.

Y ahora te la cuelo por la izquierda...

El sistema de pases opta por un estilo bastante típico de los juegos deportivos, según se apriete el stick analógico izquierdo o la cruceta hacia una dirección u otra, hacia allí irá la pastilla. Resulta muy intuitivo a pesar de de carecer de un sistema de iconos como el que emplea el NHL Faceoff, aunque resulta complicado conseguir que la pastilla llegue a su destino al haberse mejorado el comportamiento físico del puck y a poderse modificar con mayor precisión el comportamiento del mismo en las opciones de configuración.

Se incluye la posibilidad de hacer un pase elevado, que resulta de una utilidad tremenda a la hora de salvar al contrario o las marañas de sticks que en ocasiones se forman en la zona neutral. El único pero que puede realizarse respecto del control es la imposibilidad de configurarlo totalmente a gusto del usuario, puesto que las funciones de los botones no pueden traspasarse a los gatillos y viceversa, lo cual puede ser frustrante, ya que puede ser bastante común que el usuario desee configurar la función del turbo en uno de los gatillos.

Pero ¿quien ha dejado al portero solo?

En cuanto al control de la pastilla, uno de los parámetros de la IA -el control variable del puck- que pueden modificarse determinará la facilidad con la que un jugador controlará el caucho nada más recibirlo y que en el juego se indica mediante un círculo alrededor del jugador, el cual se volverá más y más oscuro conforme tenga mejor controlado el patinador el puck. Pero es que además de esto, las diferencias entre la habilidad de los jugadores o el tipo de los mismos son patentes. No es lo mismo efectuar un pase con Mario Lemieux que con Tie Domi, o si se realiza una carga contra Paul Kariya, éste último tiene todos los números de irse al hielo, mientras que si se hace contra Eric Lindros, éste aguantará la carga si el rival no es lo suficientemente fuerte como para tirar al potente delantero canadiense. Ello unido al hecho de la posibilidad de modificar casi la totalidad de los parámetros del juego -desde la fricción del puck sobre el hielo hasta la probabilidad de anotar en cada disparo-, convierten a este juego tanto en un arcade como en título con bastantes componentes de simulación.

¡¡¡se ha escapado!!! paradle!!

Los niveles de dificultad predeterminados no están muy bien compensados que se diga y realmente no responden a una simulación deportiva, lo que ya ocurría en años pasados y en las versiones de PS2 y PC de esta temporada, por lo que tocará pelearse con las opciones de configuración de IA  Partiendo de que la posibilidad de efectuar pases elevados y la forma en que se mueve el puck otorgan un mayor realismo al juego, ese realismo no acaba de ser completo debido al errático comportamiento de los jugadores en algunas ocasiones y a ciertos fallos a nivel de estrategia del ordenador. Así, el juego posicional en defensa y en ataque es bastante bueno, pues acciones como la presión -y los empujones- a nuestro center o los relevos de los delanteros a los defensas cuando éstos suben al ataque están a la orden del día, pero en cambio se aprecia perfectamente en un par de partidos que el ordenador tiende a dejar algunos huecos a su espalda por lo que los dos contra uno son fáciles de hacer. De otro lado, los porteros son eficacísimos en los niveles más altos de dificultad y es complicado meterles dos goles con el mismo disparo y por el mismo sitio de forma seguida, aunque esto no se sabe si es debido a un gran trabajo en la IA del juego o que simplemente la máquina hace una "ligera" trampa.

Mira que orgulloso está

La IA ofensiva de la máquina muestra un cierto desequilibrio entre el juego exterior con los alas y los defensas más ofensivos, por lo que el mayor número de goles del ordenador llega a través de jugadas de pase acabadas en disparos cercanos. No obstante, es agradable comprobar que en los contraataques la máquina no se empeña una y otra vez en efectuar la misma jugada, por lo que ante la misma situación lo que antes finalizó con un disparo a media distancia, en otra jugada posterior acaba con un pase al compañero desmarcado, especialmente en los niveles de dificultad más avanzados

c o n c l u s i ó n

Me encanta que las cosas salgan bien

Como ocurre con las versiones de PS2 y PC, NHL 2002 es el mejor juego de hockey sobre hielo existente en la actualidad para X.-Box, aunque bien es verdad que no tiene rival alguno y que era francamente difícil convertir un juego excelente en PS2 y PC en un título mediocre para X-Box.

La presencia del disco duro permite un menor tiempo en las cargas aunque por desgracia, al carecer la X-Box todavía de conexión a Internet, la actualización de las plantillas se hace muy pesada si se quiere estar al día de todas las transacciones de la NHL. No obstante, este NHL 2002 es -en mi opinión- el mejor juego deportivo de los presentados por EA Sport en el lanzamiento de  X-Box, haciéndole únicamente sombra Madden 2002 a nivel gráfico y en profundidad de su jugabilidad.

Aglomeración de jugadores, y por tanto golpes a diestro y siniestro

En definitiva, tanto si se busca un primer contacto con el mundo del hockey o si simplemente se quiere disfrutar de un buen juego deportivo y desintoxicarse de los habituales títulos futboleros, NHL 2002 no defraudará ni al jugador veterano ni al "casual gamer" gracias a sus varios modos de juego y las enormes posibilidades de modificación de la IA y de las características de juego que ofrece este juego. No obstante, si ya se tiene la versión de PS2 o la de PC es tontería adquirir este título, puesto que las tres versiones son idénticas en cuanto a jugabilidad y aspectos técnicos.

Algo me dice que el árbitro también va a pringar

Por lo que respecta al jugador veterano de versiones pasadas de este juego y que aun no ha adquirido la versión de este año en otras plataformas, advertirle que es cierto que NHL Hockey ha alcanzado una mayor cota de perfección -dentro de un estilo de juego algo más escorado hacia el arcade-, pero que las novedades incorporadas con relación a la edición 2001 no son espectaculares, por lo que tal vez lo más adecuado sea el alquiler previo del juego durante unos días para juzgar si lo que ofrece de novedad este título merece el desembolso de 70 euros.

l o  m e j o r

  • No hay ralentizaciones.
  • Sonido Dolby Digital bien aprovechado.
  • Las NHL Cards.
  • La digitalización de las caras.
  • Puede personalizarse a gusto del usuario: más arcade o más simulador.
  • Se ha eliminado el aliasing de la versión de PS2
  • Magníficas animaciones.
  • Excelente jugabilidad.

l o  p e o r

  • Puede llegar a ser muy difícil y desesperante en ocasiones.
  • Botones no totalmente configurables.
  • Las frases del comentarista son a veces patéticas.
  • Pocas novedades para el jugador veterano en otras plataformas.
  • No se puede emplear las canciones del disco duro.