REMO

Aina Cid y Virginia Díaz, las tapadas del remo

Aina Cid y Virginia Díaz representan una posible baza de medalla bajo el radar en los Juegos Olímpicos de Tokio que arrancan el próximo día 23. "Pelearemos", aseguran.

0
Aina Cid y Virginia Díaz, las tapadas del remo
FEDERACIÓN ESPAÑOLA DE REMO

Se habla, y con razón, de la Selección de fútbol o la de baloncesto, de los Hispanos o el K4 de Craviotto y compañía. No se habla tanto, y quizá sea un error, de Aina Cid y Virginia Díaz cuando se hacen cábalas sobre las opciones españolas de medalla en los Juegos de Tokio que arrancan el próximo día 23.

La catalana de 26 años y la cántabra, de 29, llegarán a la cita olímpica en forma. Su dos sin timonel fue bronce en el Europeo de abril y oro en la Copa del Mundo celebrada el pasado mayo en Suiza. Medallas que hicieron "mucha ilusión", cuenta Cid. "Porque significan que trabajamos en la dirección correcta".

La pareja tuvo que juntarse un poco a la fuerza para la temporada 2018-19. Cid había remado hasta entonces junto a Anna Boada y Díaz procedía del skiff, otra rama de este deporte. "Venía de hacer otra modalidad y en esta tenía que adaptarme a remar también en bote corto pero con un solo remo. Tuve que acoplarme a nuevos movimientos, pero nos encontramos bien como pareja y nos supimos compenetrar para conseguir buenos tiempos", relata Díaz, licenciada en enfermería que ahora estudia medicina "a tiempo parcial". Cid, con un grado en una titulación equivalente a INEF cursada en Estados Unidos y un máster en psicomotricidad infantil que hizo en Liverpool, confiesa que hubo "algunas diferencias", pero estas quedaron limadas con el tiempo: "Nos hemos conocido más y hemos aprendido hasta estar cada vez más unidas y compenetradas".

Ambas creen que tienen opciones de estar en la pelea por el podio en Tokio. Cid lo supedita a llegar "al 100%, con una muy buena preparación". Afirma que el retraso de un año ha sido "duro". "Mides mucho la gasolina para el ciclo olímpico", añade. Por ello cree que en estos Juegos marcará la diferencia "el aspecto psicológico". "Hay que aceptar lo que ha tocado y adaptarse", comenta Díaz estoica. Ellas no son las únicas que pueden dar alguna alegría en la capital japonesa. El dos sin timonel de Canalejo y García "ha dado muy buen nivel" y "también sueña con medallas", coinciden.

Tanto Cid como Díaz están de acuerdo en que el piragüismo supera al remo en atención mediática. No se sienten "eclipsadas", pero sí un poco olvidadas. "Si comparas con el fútbol da rabia y envidia. Nosotros también nos partimos la cara para que luego eso no se refleje tanto", se queja Cid. "Es normal que el piragüismo tenga atención por su historial en los Juegos Olímpicos. El remo va consiguiendo cosas poco a poco. Esperemos que se empiece a conocer más con las medallas de estos años", cierra Díaz.