GIMNASIA | EUROPEOS DE RÍTMICA

España se juega su última baza olímpica esta semana en Varna

Se reparte una plaza al conjunto y otro a la individual (Polina Berezina y Natalia García optan a ella) más destacados en la general aún sin billete a Tokio.

El conjunto en la Copa del Mundo de Pésaro.

En la ciudad turística búlgara por excelencia, Varna, se disputan desde el miércoles al domingo unos Campeonatos de Europa muy especiales, porque otorgan dos plazas olímpicas que aún quedan por señalar: una, para el mejor conjunto de los que no lo hayan conseguido aún; y otra para la mejor de las gimnastas en el concurso que no esté clasificada. España luchará en ambas opciones para estar con las dos artísticas en Tokio.

La mitad de la expedición ha viajado hoy, con el conjunto júnior y las dos individuales que optan a los Juegos, Polina Berezina y Natalia García. El conjunto, con los dos ejercicios, cinco pelotas y cinco cintas, completa su torneo en un día, este miércoles. Polina y Natalia, sin embargo compiten el jueves, aro y pelota, y el viernes, mazas y cinta, con el objetivo de estar entre las 24 mejores en la suma de los cuatro aparatos para competir el sábado en la general, que es la que otorga la plaza olímpica.

El conjunto sénior, con el que España ha ganado el oro (Atlanta) y la plata (Río de Janeiro) olímpicas, tiene una papeleta complicada tras la retirada del bloque anterior al completo, y con Alejandra Quereda al frente de la nueva generación, con poco tiempo y limitadas sus participaciones internacionales por la situación sanitaria. Inés Bergua, Ana Arnau, Valeria Márquez, Mireia Martínezz, Nerea Moreno y Patricia Pérez, son las nuevas componentes de este grupo que viaja el jueves para competir el sábado, con el ejercicio de cinco pelotas y con el mixto de arosm y mazas, y el mismo día sabra si va a Tokio, aunque las dos finales de aparatos cierran el Europeo el domingo.