PÁDEL | WPT BARCELONA MASTER

El público regresa al Master de Barcelona lleno de 'divorcios'

Alrededor de 1.500 espectadores estarán en las gradas del Palau Sant Jordi de hoy al domingo, en la octava prueba plagada de cambios

Belasteguín y Ari Sánchez, padrinos del Master de Barcelona,

Hoy se ha presentado en la ciudad condal el Master de Barcelona que se juega a lo largo de la semana en el Palau Sant Jordi. Es la octava prueba de una temporada tan irregular que será la segunda que pueda tener aficionados en las gradas, un nueve por ciento, lo que más o menos son alrededor de 1.500 entradas disponibles. Hasta ahora, sólo la primera prueba, el Master de Marbella. contó con público; el resto a puerta cerrada, porque aunque se vendió taquillaje en Valencia se acabó suspendiendo el público, y tanto en la Fuente de San Luis como en Mahón los aficionados eran sólo invitados de los patrocinadores con un límite de 400.

En el Sant Jordi, además, se presentan novedades en las parejas tras los divorcios del otoño, sin bien los grandes cambios se avecinan al final de temporada en los que, presumiblemente, están envueltas las primeras duplas al menos en las masculinas,

La gran novedad es la ruptura de Mati Díaz y Maxi Sánchez, que se intercambian con una de las parejas revelación del año, Martin Di Nenno y Gómez Silingo, con presencias en semifinales y cuartos. Di Nenno jugará ya con Maxi y Silingo con Mati. Seba Nerone, un veterano número uno, jugará a partir de ahora en el drive, con Rafa Méndez de compañero. Nacho Gadea, ex de Nerone, lo hará con Sánchez Piñeiro, en el que será su tercera pareja del año. Y vuelven a jugar juntos Javier Garrido y Juani Mieres,

En la parte femenina, con la lesión de Cecilia Reiter, Carolina Navarro provoca unas cascada de cambios: jugará a partir de ahora con Aranzazu Osoro, con lo que Tere Navarro busca nueva pareja. Carla Mesa se empareja con Bárbara Las Heras, con lo que Celeste Paz e Isabel Domínguez también serán nuevo tándem.

Como curiosidad, por primera vez en el WPT no se controlará el movimiento del público en la grada. Hasta ahora sólo se entraba y salía en los cambios de, cada dos juegos. En el Sant Jordi los jugadores tendrán que abstraerse del movimiento en las gradas,