ATLETISMO

"La tos se volvió más intensa, terminé escupiendo sangre"

Edoardo Melloni relató en una entrevista a la Asociación Internacional de la Prensa Deportiva cómo derrotó al coronavirus en Milán, una de las zonas más afectadas.

El atleta italiano Edoardo Melloni.
Facebook Edoardo Melloni

En medio del drama que vive Italia por culpa del coronavirus, donde ya hay más de 40.000 infectados y más de 3.400 muertos, aparece un hilo de esperanza con los relatos de aquellas personas que figuran en la lista de 4.440 curados del virus en el país transalpino. Uno de ellos es el atleta Edoardo Melloni, que quiso contar su experiencia en una entrevista a la Asociación Interncional de Prensa Deportiva. "Estoy bien. Afortunadamente llegué a tiempo a urgencias, donde me diagnosticaron una neumonía y donde di positivo por el virus. Por suerte todo estaba en la fase inicial y todos confiábamos en que en poco tiempo saldría de aquí.

Melloni manifestó cómo fueron sus síntomas y cómo ingresó en urgencias después de escupir sangre a causa de la frecuente tos fuerte y seca. "Los síntomas son subjetivos, varían en cada persona. En mi caso empezó con una fiebre en torno a los 37,5 y un poco de tos. La tos se volvió cada vez más intensa y empezó a durar casi 5-10 minutos seguidos. Era fuerte y seca. Durante uno de esos momentos terminé escupiendo sangre y ese fue el momento en el que me mandaron a urgencias. Otro síntoma que se debería tener en cuenta es la pérdida del sentido del gusto y del olfato. Son síntomas que pueden aparecer en personas que no tienen otros síntomas como tos o fiebre. En mi caso la pérdida del gusto fue total. No distinguía un pedado de chocolate de zanahorias hervidas o pasta con salsa"

El atleta también contó cómo fue el tratamiento al que se sometió para derrotar al virus. "Decidieron aplicarme una terapia que ya había sido utilizado en los hospitales de Wuhan. Fue una combinación de medicamentos que se usan para la artritis y los pacientes infectados de SIDA. Los medicamentos son hidroxicloroquina y lopanovir/ritonavir. Entre los efectos secundarios que pueden producir la diarrea que sufrí el primer día, pero a partir del segundo día reaccioné mejor".

Melloni se sometió a numerosas pruebas antes de ingresar en el hospital. "Cuando llegué al hospital me midieron el nivel de oxígeno en sangre y me hicieron una radiografía en el tórax que mostró que tenía neumonía. Me dieron un hisopo de emergencia, que daba el resultado en 10 horas y finalmente me hicieron un electrocardiograma.Tras la evaluación de un escpecialista en enfermedades infecciosas, me decidieron ingresar. En el hospital el médico me explicó la terapida experimental y me pidió el consentimiento para su administración. Tras aceptar, empecé el tratamiento. Nuestra habitación está separada del pasillo por una sala en la que los médicos, enfermeros y personal de servicio se deben cambiar antes de entrar".

Melloni también relató que había empezado la cuarentena antes de que el Gobierno de Giuseppe Conte la decretase en toda Italia. "Ya estaba aislado antes de que fuese obligatorio. Un día salí por la mañana para entrenar al Parco Nord, un paque muy grande de Milán. El día 9 fui al trabajo a recoger algunos documentos que necesitaba y para dejar el coche de la empresa. Para volver cogí el metro y creo que cogí el virus allí, porque tres días después tenía síntomas".