ATLETISMO

Duplantis se queda sin récord mundial de pértiga por el codo

El sueco-estadounidense, de 20 años, hizo tres intentos sobre 6,17. En el segundo había superado el listón, pero el codo lo derribó.

Duplantis se queda sin récord mundial de pértiga por el codo
World Athletics

Nombre para seguir en el año olímpico: Armand Duplantis.

Mondo, de 20 años y nacionalidad sueco-estadounidense, estuvo a punto de borrar de manera inesperada adelantar de un golpe a Renaud Lavillenie y Sergey Bubka en las listas de salto con pértiga. Fue en la pista cubierta de Dusseldorf ante un público alucinado que veía como Duplantis tras franquear sobradísimo 6,00 pedía inmediatamente el listón a 6,17, un centímetro más que el récord del mundo de Lavillenie (6,16) y dos más que el de Bubka. El farol iba bastante en serio…

Duplantis tuvo como consejero a Sam Kendricks, militar americano y campeón del mundo. Ya estaba eliminado de la competición, pero se quedó para aconsejar a su colega Mondo. La primera tentativa sobre el récord se escapó por mucho, pero la segunda… Duplantis pasó al completo el listón, con una velocidad tremenda, pero, al intentar zafarse definitivamente, su codo lo golpeó. Cayó al suelo y no hubo plusmarca.

"Casi lloro cuando cayó el listón, toda mi vida he querido tener el récord mundial. Esta vez no lo hice, pero sólo intentarlo ya es fantástico", afirmaba. 

Ese niño que tenía un cajón de pértiga en casa y del que se hablaban maravillas ya está aquí.

En Dusseldorf, tercera cita del World Indoor Tour, también hizo muestras de poderío Filip Ingebrigtsen, el intermedio de los tres hermanos atletas escandinavos. Corrió y dominó los 1.500 con puño de hierro. Fiel a su estilo Cyborg. Ganó con 3:36.32, marca personal, y fue séptimo Saúl Ordóñez, con 3:40.59 y cerró así su tríptico competitivo (Boston, Karlsruhe y Dusseldorf) tras su parón por lesión.

En el 1.500 femenino corrieron Esther Guerrero y Solange Pereira. La de Banyoles fue octava e hizo marca personal por centésimas (4:09.88). Pereira fue décima con 4:13.88. Ganó Beatrice Chepkoech, plusmarquista mundial de obstáculos, con 4:02.09, récord de Kenia.

Completaron la participación española Álvaro de Arriba, que acabó lesionado del sóleo en 800 metros, y Mohamed Katir, con una peleada carrera de 3.000 en la que firmó 7:49.83. Fue octavo. Ganó Selemon Barega, otro atleta de presente futuro. 7:35.71 hizo el etíope