EUROPEOS 2018 | NATACIÓN

Jessica Vall: "¿Efimova? Nadie es invencible. Voy a por todas"

Jessica Vall: "¿Efimova? Nadie es invencible. Voy a por todas"

DIARIO AS

Jessica Vall, con el cuarto mejor tiempo, y Marina García, con el sexto, se meten en la final de los 100 braza y no renuncian a nada. "Quiero pasarlo bien, tengo una oportunidad", dice Marina

La final de los 100 braza tendrá doble representación española, como no podía ser de otra manera. Jessica Vall y Marina García están cumpliendo a rajatabla el plan establecido, demostrando su madurez y su crecimiento personal y acuático. La nadadora del CN Sant Andreu llega a la lucha por las medallas después de pasar con la cuarta mejor marca 1:06.98. No renuncia a nada, ni a vencer a Yuliya Efimova, que esta tarde ha marcado 1:05.77. "Efimova ha nadado en marcas muy buenas, y quizás se ve a priori por delante, pero tengo claro que nadie es invencible. Saldré a por todo y que sea lo que deba ser", comentó a este diario.

La ambición de Vall y su oportunidad de subirse al podio se pudo comprobar en la semifinal. La catalana venció a la lituana Ruta Meylutite, y solamente la superó Efimova en su serie. "Habíamos planteado pasar entre las dos primeras de serie. Era un reto. Salí con ganas y me asusté al verme el primer 50 por delante de Meylutite, pero me vi con fuerzas y eso me da ánimos. Estoy segura de hacer cualquier táctica", comentó. En la serie anterior, Marina García había quedado tercera de su prueba, con un tiempo que mejora el de la mañana (1:07.48).

"Siempre quiero más, y hay cosas que mejorar. Esto supone un paso más para preparar el 200 braza. Esta temporada en el 100 no me encontré muy bien, pero esta marca demuestra que tengo una oportunidad. Quiero disfrutarla", valoró, mientras augura también que las finales siempre dejan un espacio para las sorpresas: "Siempre están abierta las finales, en unas décimas puedes estar en el podio. Mi objetivo es bajar mi marca y disfrutarlo".

"En Estados Unidos me llevo cosas que no hubiera vivido en España"

Marina García, que pertenece a la generación de 1994 que tan buenos augurios despertó en edad júnior, logró en el Mundial de Barcelona 2013 nadar la final de los 200 braza. Después, acudió a Estados Unidos a estudiar la carrera de Nutrición y Sanidad Pública. Su rendimiento deportivo no fue el mismo, pero ella misma explica que "no tenía dudas" de que era solo une etapa de su vida. "Después de estudiar en la Universidad pasan estas cosas. La vida universitaria cuesta, porque tienes otras cosas en la cabeza. No estás del todo focalizada. Es muy difícil en España acabar una carrera en cuatro años. Creo que Estados Unidos es un país admirable y me llevo cosas muy buenas que nunca me hubiera llevado aquí en España", argumentó.

Ahora, con 24 años y en una natación en la que cada vez se alarga más la carrera, la nadadora del CN Sabadell tiene aún un gran futuro por delante. "Estoy en una edad muy buena. De joven iba a campeonatos de todos los niveles. Ahora lo veo todo desde otro punto de vista, tengo las cosas muy claras y lo veo con madurez", finalizó.

Antes de Marina y Vall, Jimena Pérez había finalizado en octavo lugar la final de los 800 libre. No se encontró la nadadora que entrena Fred Vergnoux, que nadó por encima de su tiempo de eliminatorias (8:35.51). La prueba la ganó la italiana Simone Quadarella con un tiempo estratosférico, de 8:16.35. Es la sexta nadadora de la historia que completa esta prueba con más rapidez. La húngara de 16 años Ajna Kesely fue plata con 8:21.91 y la rusa Ana Egoroba, con 8:24.61.

0 Comentarios

Normas Mostrar