Alejandro Villanueva en la Pro Bowl: placer, trabajo y victoria

NFL

Alejandro Villanueva en la Pro Bowl: placer, trabajo y victoria

Alejandro Villanueva en la Pro Bowl: placer, trabajo y victoria

Karl Roser

DIARIO AS

El jugador de los Pittsburgh Steelers, de origen español, jugó más de la mitad del encuentro y fue parte de la remontada de su equipo, el de la AFC.

Alejandro Villanueva ya puede presumir de haber jugado en una Pro Bowl, la versión del partido de las estrellas de la NFL. El jugador, de origen español, ha pasado el fin de semana con los mejores de la liga en Orlando y, bajo la lluvia, fue parte importante de la remontada de su equipo, el que representaba a la Conferencia Americana (AFC), para acabar ganando por 24 a 23.

En su experiencia, Villanueva tuvo de todo.

Sin duda hay que empezar por el placer. Estar seleccionado, y nada menos que como titular, para el encuentro que reúne a las estrellas de la NFL no es poca cosa. Es por eso que a la mayoría de los presentes no se les quito la sonrisa de la cara durante todo el partido, y Alejandro no fue una excepción. El encuentro en sí no admite comparación con uno "de verdad" y, por lo tanto, su exigencia física no fue mucha y pudo disfrutar de estar en el campo sin tener que sufrir en cada snap.

Pero también tuvo trabajo. El más notable el tener que adaptarse a una posición que no es la suya. Como en la línea ofensiva de la AFC el otro tackle titular, Taylor Lewan de los Tennessee Titans, también juega por la izquierda, Villanueva comenzó jugando de right tackle, por la derecha. Supongo que la decisión fue de su propio entrenador en Pittsburgh, Mike Tomlin, que también le dirigía aquí; al poner a Villanueva en la derecha le permitía estar codo con codo con David DeCastro, uno de sus mejores amigos en la liga, y Maurkice Pouncey, por lo que la mitad derecha de la OL era entera Steelers.

Así sucedió en el primer drive, en el que tenían detrás de ellos a Ben Roethlisberger y Le'Veon Bell, también de los Steelers. Ese primer ataque, tan acerero, se quedó en un field goal para tres puntos.

Volvió al campo Villanueva en el tercer drive, y lo hizo ya en su posición natural, la de left tackle, tratando de proteger a Alex Smith. Ese drive acabó con la intercepción por parte de Patrick Peterson, de los Arizona Cardinals de la NFC, en la end zone.

Se fue el equipo de la AFC 20-3 perdiendo al descanso y en el primer drive de la segunda mitad ahí estaba de nuevo Alejandro VIllanueva en el right tackle con Alex Smith a su espalda. El resultado fue bastante mejor: el primer touchdown de Delanie Walker, tight end de los Tennessee Titans y a la postre MVP del encuentro.

Aquí llegó la última parte de la experiencia del jugador de origen español: la remontada. Porque se sentó en el siguiente ataque, y ya no volvería a ver el banco. En los tres últimos drives estuvo en el campo, alternando de nuevo entre el tackle izquierdo y el derecho, y ya con el tercer quarterback del equipo liderándoles, el Oakland Raider Derk Carr.

Así estuvo presente en dos jugadas casi que repetidas: otra intercepción de Patrick Peterson y otro touchdown de Delanie Walker.

Alejandro Villanueva ya puede presumir de haber jugado, y jugado mucho, en un partido de la Pro Bowl que, además, su equipo ganó. Y lo hizo teniendo que adaptarse a una nueva posición en casi la mitad de las jugadas de las que dispuso. Placer, trabajo y victoria, tres palabras que definen la carrera de Alejandro Villanueva.

0 Comentarios

Normas Mostrar