Mike Zimmer se opera del ojo derecho por octava vez

Minnesota Vikings

Mike Zimmer se opera del ojo derecho por octava vez

Mike Zimmer se opera del ojo derecho por octava vez

El entrenador de los Minnesota Vikings aún no se ha recuperado del desprendimiento de retina que sufrió la temporada pasada
Patriots-Eagles: Super Bowl LII en vivo

Me parece de muy mal gusto empezar este artículo diciendo que a los Minnesota Vikings les ha mirado un tuerto, así que no lo voy a hacer.

La serie de desgracias físicas de la franquicia continua y se ceba, de nuevo, con su entrenador jefe. Mike Zimmer ha tenido que pasar por el quirófano por octava vez para tratar de recuperar su ojo derecho del desprendimiento de retina que sufrió el año pasado. Zimmer espera que sea la última vez que tiene que operarse por el mismo asunto, aunque también ha confesado que esperaba lo mismo hace ya unas cuantas operaciones y la suerte no le ha acompañado.

Este problema ocular de su entrenador no fue lo que más afectó al equipo en su pasada, y decepcionante, campaña, pero fue una más en la lista de catastróficas desgracias que persiguieron a los Vikings en 2016 y que se siguen notando a día de hoy.

La más importante fue la lesión de rodilla de Teddy Bridgewater, su quarterback titular, en un entrenamiento de pretemporada. Se rompió por todos los lados esa rodilla y aún no se ha recuperado. De hecho, hay notables dudas sobre que pueda volver a jugar al más alto nivel. A raíz de esa lesión tuvieron que dejarse una primera ronda en Sam Bradford a diez días de comenzar la competición.

Fue sólo el inicio de una plaga de lesiones que les acompañó todo el año y que les quito a Adrian Peterson, su corredor estrella, cuando aún estábamos en septiembre. Hoy es parte de la plantilla de los New Orleans Saints.

Fuera del campo tampoco les sonrió la fortuna. Norv Turner, el coordinador ofensivo del equipo equipo y hombre de la total confianza de Zimmer, abandonó el barco en mitad de travesía por sorpresa y dejando descolocado a su jefe, que tiró de la experiencia de Pat Shurmur para suplirle en el puesto.

Todo ello ha llevado a la franquicia a un periodo de indefinición en el que no se sabe muy bien qué esperar de ellos. Mike Zimmer tiene que poner orden y dirección de manera inmediata a este proyecto porque va a cumplir su cuarto año al frente del mismo y, con problemas de salud o no, en la NFL no hay mucho más margen a la hora de construir un equipo que, al menos, sea aspirante.

0 Comentarios

Normas Mostrar