Las preguntas de la Super Bowl

Las cinco cosas que pienso

Las preguntas de la Super Bowl

Tom Brady recibió el MVP de la Super Bowl de manos de Roger Goodell

USA Today Sports

Ha sido una Super Bowl muy especial con un quarterback que ganó por primera vez un quinto anillo, se produjo la remontada más grande, la prórroga...

No cabe duda que la Super Bowl LI fue especial, la más especial de todas las que hemos vivido: un quarterback ganó por primera vez un quinto anillo, se produjo la remontada más grande, se decidió por primera ocasión en la prórroga 

Muchos me habéis hecho diversas preguntas por las redes sociales que quisiera contestar aquí. Por supuesto, os doy mi punto de vista, el cual puede diferir del vuestro.

¿La Super Bowl LI ha sido la mejor de la historia?

Por supuesto, jamás habíamos tenido un drama de este calibre. Jamás un equipo había remontado 25 puntos para acabar ganando. Jamás una Super Bowl se había decidido en la prórroga. El quarterback perdedor (Matt Ryan) jamás había firmado un rating pasador tan alto, 144,1. Jamás una quarterback (Tom Brady) había ganado cinco veces la Super Bowl. Jamás un entrenador (Bill Belichick) había logrado cinco anillos como head coach….

¿Es Tom Brady el mejor quarterback de la historia?

Sí, ¡rotundo!

A los que nostálgicamente recuerden a Joe Montana, les diré que la mayoría o no lo vieron o no sabían lo suficiente de fútbol americano como para apreciarlo. Montana fue espectacular en Crunch Time, ganando cuatro Super Bowls en cuatro intentos, pero Montana, con 37 años, fracasó rotundamente con los Kansas City Chiefs. Intentando llegar a su quinta Super Bowl fue arrasado por los Buffalo Bills en la final de la AFC. Brady tiene 39.

El partido del domingo define perfectamente lo que ha sido Brady. En la primera parte la defensa de Dan Quinn lo tuvo amenazado. ¿Lo humillaría como hizo con Peyton Manning hace tres Super Bowls? Por supuesto que no. Brady es un líder, un competidor como no ha habido otro. Manning o Brett Favre tendrán más récords que él; tampoco destacará jamás por poseer el brazo de Aaron Rodgers o Dan Marino. Pero a la hora de la verdad, Brady ha demostrado ser el más fuerte mentalmente, ha demostrado ser el mejor.

A quien le queden dudas, una nota interesante: que analice el supporting cast de Brady en la Super Bowl, que se fije en los corredores y receptores que rodearon al quarterback de los Patriots, ninguno, por sus credenciales previas, llamado a ser una súper estrella. LeGarrette Blount, defenestrado por los Steelers; James White, elección 130 del draft en 2014; Dion Lewis, cambiado por los Eagles a los Browns, cortado por Cleveland, cortado por Indianapolis; Julian Edelman, selección 232 en el draft de 2009; Danny Amendola, antes de que lo ficharan los Rams, pasó toda su primera temporada y parte de su segunda en los equipos de entrenamiento de Dallas, donde llegó como agente libre al no ser elegido en el draft, y Philadelphia; Chris Hogan, antes de establecerse en los Bills, donde solo fue titular en seis partidos durante tres temporadas, pasó por 49ers, Giants y Dolphins sin disputar un solo partido oficial; Malcolm Mitchell, elección número 112 del último draft; Martellus Bennett llegó a Dallas despertando grandes expectativas en 2008, pero no recibió un solo pase de touchdown en tres años con los Cowboys (2009-2011).

¿Son los New England Patriots una dinastía?

Por supuesto, y además la que más ha durado en el tiempo. Los años 60 fueron propiedad de los Green Bay Packers; los 70 de los Pittsburgh Steelers; los 80 de los San Francisco 49ers; los 90 de los Dallas Cowboys. El reinado de los Patriots comenzó en enero de 2002 y todavía no ha concluido. Quince años se han mantenido Brady y Belichick en la élite. Quince años que significan dieciséis temporadas ganando catorce veces la División Este de la AFC, once participaciones en la final de la conferencia, siete Super Bowls y cinco títulos de la NFL.

¿Es Bill Belichick el mejor entrenador de todos los tiempos?

No. Yo todavía me quedo con Vince Lombardi. Belilchick ha ganado cinco Super Bowls en dieciséis temporadas; Lomarby conquistó cinco títulos de la NFL en siete años. Es cierto, eran otros tiempos, eran menos equipos, pero el mérito está allí. Pienso que Belichick es el mayor genio defensivo y Lombardi, ofensivo. Quitando a Eli Manning, el entrenador de los Patriots ha vencido primeramente a the greatest show on turf, que encabezaba Kurt Warner, posteriormente contuvo al veloz Steve Smith, después a Donovan McNabb y Terrell Owens y más tarde a Russell Wilson y Beast Mode y al mejor ataque de la liga, liderado por Matt Ryan y Julio Jones. El legado de Lombardi ha trascendido al fútbol americano; Belichick todavía tiene tiempo de seguir escribiendo su gran leyenda.

¿Ganaron los Patriots o perdieron los Falcons?

Las dos cosas. Si las tres primeras victorias de New England en la Super Bowl se cimentaron en el control del partido, aunque pasaran sus momentos difíciles, las dos últimas se han basado en capitalizar grandes fallos del manejo del juego por parte de los coordinadores ofensivos rivales, responsabilidad que también tiene que asumir el head coach. Vamos, que Belichick, en el fondo, ganó los partidos porque entrenó mejor que sus oponentes.

Si Darrell Bevell falló al mandar un pase de Russell Wilson en segundo down y una yarda para anotar hace dos años (era carrera de toda la vida y no desde shot-gun, sino desde formación I, la tradicional, la de siempre), esta vez las pésimas decisiones de Kyle Shanahan abrieron la puerta a la remontada de un Belichick que lo veía tan negro que hasta decidió un onside kick tras su primer touchdown en el tercer cuarto.

Atlanta por delante de 16 puntos, 8:31 en el reloj, tercero y uno en su propia yarda 36. ¡Carrera! Si me apuras, drop back de tres pasos y soltar el balón rápido. Shanahan llama: drop back largo, Sack, fumble, balón para New England. Cinco jugadas más tardes, touchdown y los Patriots a 8 puntos.

Impresionante pase de Ryan a Julio Jones. Primero y diez para Atlanta en la yarda 22 de New England con 4:40 por jugarse. ¡Fácil! Tres carreras, se acaban los tiempos muertos de los Patriots. Matt Bryant, 28 de 29 field goals en la temporada desde menos de 50 yardas… Ventaja de 11: irremontable con poco más de cuatro minutos por jugar... Sin embargo, tras una carrera de una yarda de Devonta Freeman con resultado de una yarda negativa, Shanahan llama un nuevo intento de pase con drop back largo: sack. Todavía en terreno de field goal de Braynt, Shanahan llama un nuevo intento de pase. Resultado: holding, pase incompleto y punt

Cinco cosas que pienso:

1. Tras muchos comentarios escuchados al respecto, pienso que es importante recordar que en el fútbol americano la línea es fuera y, en la end zone, es touchdown. Con romper el plano es suficiente. La última acción de White es clarísimamente touchdown.

2. Pienso que Ryan demostró ser un deportista ejemplar. Antes que los árbitros anunciaran el touchdown de la prórroga (todavía estaban viendo la repetición) fue a felicitar a Brady. Sus palabras en la rueda de prensa posterior deberían de ser repasadas una y otra vez por aquellos deportistas que no saben perder y se niegan a hablar a la prensa tras una derrota.

3. Atlanta es un equipo joven, con futuro, pero pienso que la derrota es demoledora y que les costará levantarse. Veremos la próxima temporada el verdadero carácter de los Falcons.

4. No estoy de acuerdo con Brady, pienso que es justo MVP. Sin él, los Patriots simplemente no habrían ganado, quizá sin White tampoco…

5. Pienso que el fichaje de Steve Sarkisian como coordinador de ataque de los Falcons es muy pero que muy interesante.

0 Comentarios

Normas Mostrar