Competición
  • Bundesliga
  • Liga Portuguesa
Bundesliga
Liga Portuguesa

El retorno de Sammy Watkins impulsa a los Buffalo Bills

Bills 28 - Jaguars 21

El retorno de Sammy Watkins impulsa a los Buffalo Bills

El retorno de Sammy Watkins impulsa a los Buffalo Bills

Tom Szczerbowski

AFP

El receptor, que no jugaba desde la jornada dos de la temporada, fue clave, junto a LeSean McCoy, del triunfo de su equipo sobre los Jacksonville Jaguars.

Los Buffalo Bill son un equipo cuyo talento ofensivo se comprime en muy pocos individuos. Gracias a ellos puede competir la mayoría de las tardes porque su defensa les mantiene en los partidos y, siendo así, las gotas de calidad puntuales son las que les dan las victorias. No es a menudo, como es lógico, pero cuando sucede suele ocurrir por un par de big plays de sus grandes estrellas. Este año han echado de menos a una de ellas, el receptor Sammy Watkins, desde la jornada dos contra los New York Jets. Contra los Jaguars volvió a jugar y, en efecto, la victoria de su equipo, por 28 a 21, no se explica sin una de sus jugadas.

Watkins, adorado por la afición más como sueño de un futuro imaginario que como realidad, tardó en conseguir su primera recepción del partido. Fue cuando sólo quedaban 07:07 minutos y segundos en el marcador del segundo cuarto. Sólo sumaría otras dos, pero la tercera resultaría esencial para el resultado final. 

Iban los Bills perdiendo por 13 a 14 a mitad del tercer cuarto. La afición silbaba con insistencia a su equipo. Sobre todo a su quarterback, Tyrod Taylor, en una nueva exhibición de su total incapacidad para entender un pocket de la NFL y su nulo valor como pasador en esta liga. SObre todo en lo que se refiere a dominio del tempo, del ritmo y del movimiento de cadenas de forma sostenible. Otra cosa son las bombas en largo.

Y, ahí, en ese instante de desesperación, soltó un melonazo de 60 yardas que Sammy Watkins peleó, ganó y transformó en una oportunidad de oro que el propio Taylor aprovecharía corriendo después para anotar un touchdown que cambió la dinámica del encuentro.

Hasta ese momento las defensas habían sido mejores. En concreto, las líneas defensivas. Es justo pararse a subrayar el enorme dominio de la línea defensiva de los Bills sobre la línea ofensiva de los Jaguars por lo que de simbólico tiene: el entrenador de esa unidad de Jacksonville, Doug Marrone, es un tipo odiado en Buffalo por su huida 'a medianoche' cuando era entrenador jefe de los Bills. Pocas cosas se disfrutaron más en el estadio que ese dominio sobre su línea. Que fue total, insisto, como lo demuestra que ningún corredor de los Jaguars pasase de 44 yardas. Algo a lo que contribuyó, que duda cabe, la lesión de Chris Ivory en el segundo cuarto; aún así, le había dado tiempo a anotar un touchdown en el primer drive del partido.

Bueno, ninguno salvo Blake Bortles. El plan defensivo de Buffalo funcionó como un reloj hasta que los Jaguars se dieron cuenta de que su quarterback no tenía vigilancia explícita. De ahí que corriese para 88 yardas, récord de su vida en la NFL. 

Hablaba antes del talento condensado de los Bills. El otro gran nombre del ataque, o el nombre principal del ataque, LeSean McCoy, volvió a ser determinante. 103 yardas y dos touchdowns adornan su resumen. Su momento clave fue, sin embargo, la primera jugada de la segunda parte, donde corrió 75 yardas para uno de sus touchdowns del año.

El partido, que en el marcador fue un toma y daca, con cambios de liderato constantes, vio como Marqise Lee y Allen Hurns anotaban por aire para los Jaguars. El momento definitivo llegó a falta de 3:33 para acabar el encuentro. En un cuarta y cuatro en la yarda 40 del campo de Jacksonville, y tras dos decisiones arbitrales cuestionables en su contra , sobre todo un pass interference muy obvio, cometieron un absurdo delay que les echó cinco yardas para atrás y les puso en un eterno cuarta y nueve. No lo convirtieron y, de forma efectiva, ahí se acabaron sus opciones. Parece que no puede pasar una semana sin que una decisión absurda hunda a los Jaguars.

Los Buffalo Bills se ponen, de esta manera, por encima del 50% de porcentaje de victorias y mantienen su ilusión por jugar los playoffs viva. Aunque ya se sabe que de ilusiones vive...

ESTADÍSTICAS COMPLETAS DEL PARTIDO.

0 Comentarios

Normas Mostrar