Browns 28 – Jets 31

El sueño de victoria de los Browns terminó en pesadilla

Los Jets estuvieron desaparecidos durante toda la primera mitad, pero los Browns les devolvieron el favor volviéndose invisibles en la segunda.

El sueño de victoria de los Browns terminó en pesadilla
Jason Miller AFP

Durante la primera mitad los Browns jugaron con quarterback y contra nadie. Así se explica que consiguieran irse al descanso 20-7. Además, Josh McCown, el valiente que habitaba tras el center de Cleveland esta semana, conseguía mantenerse sano hasta el final, e incluso era razonablemente bien protegido por su línea ofensiva, que probablemente fuera sobornada.

Pero lo sucedido en esa primera mitad fue solo un espejismo porque los Jets, simplemente, no salieron a jugar. Ni en ataque, ni en defensa. En realidad, en ataque si lo hicieron un poquito, porque entre un catálogo de tres y fueras, Fitzpatrick fue capaz de completar sus únicos tres pases en la misma serie, y Forte hizo casi todo el trabajo para que Powell maquillara el resultado con una carrera para touchdown de 35 yardas.

Sí, habéis leído bien. Fitzpatrick, más paquete que nunca, solo completó en la primera mitad tres de los catorce pases que intentó. Y la defensa de los Jets, que no tenía ni un minuto para descansar, se comía dos touchdowns y dos fieldgoals antes del descanso. Cuatro anotaciones de seis series ofensivas. Hacía tiempo que no veían nada igual en Cleveland, hasta el punto que en las gradas ya se soñaba con la primera victoria.

Pero la situación no podía durar. Era imposible que los Jets siguieran jugando tan mal, y, sobre todo, que los Browns lo hicieran tan bien mucho tiempo más. Las 101 yardas de Pryor en la primera mitad solo podían ser un espejismo. Y efectivamente, el panorama cambió radicalmente en cuanto dio comienzo el tercer cuarto.

Tras la reanudación, solo hizo falta una serie para que a los aficionados de los Browns se le helara la sonrisa en la boca, mientras veían llegar los nubarrones de cada fin de semana. Los Jets consiguieron asentar su ataque con una serie de 6:45 minutos en la que Fitzpatrick volvió a completar y era culminada por Enunwa con una recepción de 24 yardas (14-20).

Y para colmo de males, McCown, que había terminado la primera mitad con 228 yardas, solo conseguía completar 9 pases en los dos últimos cuartos y lanzaba dos intercepciones. Cambio de papeles mientras Fitzpatrick adelantaba a los suyos con tres pases:16 yardas a Anderson, 57 a Enunwa y 9 a Anderson, para que Forté diera la puntilla con una carrera de 4 yardas (21-20).

Con los Browns conmocionados, llegó una tercera serie letal. 6:27 minutos que acabaron con Forte otra vez entrando en la zona de anotación de Cleveland. 28-20 en el marcador y nuevo drama en Claveland, donde tendrán que consolarse con el béisbol.

Los Jets todavía tuvieron tiempo para anotar un field goal (31-20) y los Browns arrañaron un último touchdown con conversión de dos (31-28), pero en casa del pobre todo son pulgas y al perro flaco le dura poco la alegría, y en Cleveland miran el calendario con ansiedad en busca de un rival con el que maquillar su imperfección.

VER ESTADÍSTICAS COMPLETAS DEL PARTIDO