PIRAGÜISMO

Teresa Portela, otra madre en piragua a por medalla

De 34 años, dio a luz tras Londres 2012; está en sus quintos Juegos. Se metió en la final de K1 200 (martes, 14:47). Marcus Cooper, en la final de K1 1.000.

0

RTVE

Teresa Portela, como la ahora campeona olímpica Maialen Chourraut, también decidió ser madre tras Londres 2012. En el canal de Eaton Dorney acabó cuarta y entre lágrimas, porque había rozado el bronce en sus cuartos Juegos. Dudó si serían los últimos, pero hoy (final 14:47 h.), con 34 años, intentará colgarse una medalla como la vasca tras ser segunda en su semifinal de K1 200 (40.241), con el cuarto mejor tiempo de las tres mangas.

“Me he visto reflejada en Maialen –reconoce-. Para mí también es importante tener a mi hija cerca en los entrenamientos o los viajes. El ser madre y deportista de élite a la vez lleva mucho tiempo, y al día le hacen falta más horas”. Ayuda que su marido sea David Mascato, piragüista que consiguió diplomas en Sydney y Atenas. Los dos regentan una clínica de Fisioterapia en O Grove (Pontevedra).

Teresa, que estuvo entrenando hasta un mes antes de dar a luz a Naira, volvió a estar entre las mujeres en el Mundial de Milán el año pasado, donde se colgó el bronce. “Fue especial lograrlo con mi marido y mi hija al lado”, revive. Este martes, a los pies del Corcovado tiene una oportunidad de convertirse en otra madre medallista, pero no se ha traído a su hija hasta Río como sí hizo Maialen.

También estará en la final de K1 1.000 (15:12 h.) Marcus Cooper Walz. El palista mallorquín de 21 años fue tercero en su serie (3:33.781) remontando desde el séptimo puesto en los últimos 250 metros.  

"Seguramente mañana se me dé bien y estaré luchando con los mejores. No hablo de medalla, pero luchar por ella, seguro", señaló en declaraciones facilitadas por la Real Federación Española de Piragüismo sobre la final de este martes.