NFC SUR

Así es el ataque de los New Orleans Saints ***

Un ataque que empieza y acaba en Brees. Si el quarterback está inspirado es capaz de ganar cualquier partido y hacer élite a cualquier receptor.

Así es el ataque de los New Orleans Saints ***

Coordinador ofensivo: Pete Carmichael

A pesar de ser un especialista del juego aéreo y del desarrollo de quarterbacks, Carmichael ha pretendido que los Saints corran más y sean más equilibrados, pues debe estar un poquito harto de los grandes números con una repercusión limitada en la columna de las victorias. Es de esperar que continúe por esa senda de mejorar el juego terrestre.

Su gran estrella: Drew Brees

En sus últimos años, y bajo el radar por estar en un equipo que no está capacitado para meterse en playoff, Drew Brees está soltando temporadas es - tadísticas para la historia. No, no se ha acabado. Y no, no es un jugador ya menor en esta liga. De hecho, es lo que ata a los Saints a resultados cerca - nos al 50% de victorias.

Estrella ofensiva: Mark Ingram

Coby Fleener va a ayudar mucho a este ataque, que duda cabe, pero Mark Ingram debe ser una referencia terrestre, y no menor, para que todo el engranaje funcione. En sus mejores tardes es una bestia.

Quarterbacks *****

Año con año parece que empezará el declive de Drew Brees y nunca termina por suceder. La temporada anterior, cuando lo dejaron sin su mejor socio tras la salida de Jimmy Graham, se las arregló para liderar a Nueva Orleans como la segunda mejor ofensiva en yardas de la liga. Este año podría ser el último de Brees, no se hace más joven y la dureza que mostró en las negociaciones de su contrato dan a entender que quería cobrar un último gran cheque antes de decir adiós. Esta ocasión tiene más armas y quizá intente una temporada a la Peyton Manning, buscando la guinda de un anillo, aunque luce improbable. Sea o no su último año, parece que si lo será en Nueva Orleans y por ello tanto Garret Grayson como Luke McCown deben dar un paso al frente.

Línea ofensiva ***

A pesar de la gran temporada que tuvieron ofensivamente los Saints en 2015, la línea ofensiva generó dudas en su funcionamiento. En el esquema de bloqueo es vital la función de los guardias y el centro, pues estos deben embotellar la presión defensiva por el centro en vez de mandarla a los costados. Es por ello que cambiaron a Jimmy Graham por Max Unger el año anterior. Unger es uno de los mejores de la liga y necesitaba alguien con tal fuerza para resistir a los rivales y dar tiempo a Brees. Pensando en esa dirección, Dan Roushar (coach de OL) planea mover a Andrus Peat como guardia ya que considera fundamental su capacidad atlética y poder para mantener el centro como la parte fuerte de la lí- nea y generar espacio para la carrera y tiempo para el pase. Armstead es de lo más seguro en su posición. Strief es confiable por lo que el principal puesto en disputa es el guardia izquierdo que pelearán entre Kelemete y Tim Lelito.

Corredores ***

La anterior pintaba para ser la mejor temporada en la carrera de Mark Ingram y nuevamente fue frenada por una lesión. Con la de 2015, ya son tres temporadas que no puede jugar todos los partidos, y la segunda, desde que es titular, que no llega a las 1000 yardas por tierra. Si las lesiones lo respeten, puede tener un mejor año detrás de una línea ofensiva mejor acoplada. Spiller nuevamente será el clásico corredor/receptor que tanto gusta a Peyton y a Brees.

Receptores ***

Brandin Cooks logró su primera temporada de 1000 yardas en su segundo año en la NFL, pero no cumplió completamente con las expectativas que se tenían sobre él. Le benefició la salida de Jimmy Graham en cuanto a pases que recibió en su dirección, pero le afectó demasiado a la hora de las coberturas. Esa misma razón facilitó la eclosión de Willie Snead quien apareció prácticamente de la nada como una opción valiosa para Brees y estuvo cerca de alcanzar las 1000 yardas de recepción. En el segundo año de Snead y el tercero de Cooks, la química entre ambos podría dar resultados realmente buenos y detonar el ataque aéreo. A ellos se sumará el novato de Ohio State, Michael Thomas, quien cumple con el molde de receptor alto y físico que gusta a Brees y que ya no tenía tras la salida de Colston. Con este trío de receptores, Brees podría volver a tener un gran año estadísticamente y complicará a las defensivas rivales.

Tight ends ***

La salida de Graham nunca pudo ser cubierta por Ben Watson, quien ya no está en el equipo. Para sustituirlo, e intentar aminorar la pérdida de Jimmy, llega Coby Fleener. Cuenta con el físico ideal para ser explotado por Brees. Sin embargo, en Indianapolis ya estuvo con un gran quarterback y no se mostró como una seria amenaza. Si el experimento no resulta, siempre estará el confiable Josh Hill quien, sin poner números monstruosos, es una opción familiar para Brees.

PUEDES DESCARGAR EL PDF PINCHANDO AQUÍ

PREVIA DE LA TEMPORADA DE LOS SAINTS
ASÍ ES EL ATAQUE DE LOS SAINTS
ASÍ ES LA DEFENSA DE LOS SAINTS
ASÍ SON LAS TRIPAS DE LOS SAINTS
LOS SAINTS 2016 EN FANTASY