Competición
  • LaLiga Santander
  • LaLiga SmartBank
  • Fórmula 1
  • MotoGP
  • Premier League
  • Serie A
  • Bundesliga
  • Ligue 1
  • Liga Portuguesa
  • Liga Holandesa
  • Moto3
  • Mundial Ciclismo
Ligue 1
Lyon Lyon LYO

-

PSG PSG PSG

-

Liga Holandesa
Heerenveen Heerenveen HEE

-

Utrecht Utrecht UTR

-

FC Emmen FC Emmen EMM

-

Feyenoord Feyenoord FEY

-

PSV PSV PSV

-

Ajax Ajax AA

-

ADO Den Haag ADO Den Haag ADO

-

AZ Alkmaar AZ Alkmaar AZ

-

Puig quiere que sea divertido y jugando así lo consigue

Temporada regular

Puig quiere que sea divertido y jugando así lo consigue

Puig quiere que sea divertido y jugando así lo consigue

Harry How

AFP

El outfielder de los Dodgers protagoniza una trepidante jugada para conseguir el triunfo y el barrido de su equipo ante los Washington Nationals.

El exterior cubano de Los Ángeles Dodgers es una de las figuras más atractivas de este deporte, emocionante y desesperante casi en la misma proporción. Y por un día, Yasiel Puig nos hizo recordar que este deporte es el mejor que hay por una jugada final del encuentro que enfrentó a sus Dodgers contra los Nationals. Con un compañero en primera y un eliminado en la parte baja de la novena, Puig conectó un single que hubiera sido una excelente continuación a lo ocurrido. Con lo que nadie contaba es que Michael Taylor iba a hacer que su penosa noche con cinco strikeouts tuviese el colofón definitivo con un error que iba a permitir que Kendrick anotase el empate y que Puig no se detuviese hasta el home plate ni aunque estuviera la Brigada Acorazada delante.

Miami Marlins-Atlanta Braves (3-0)

Con la confianza de su entrenador y montón de ceros detrás, Adam Conley fue capaz de dominar a los Atlanta Braves a lo largo de ocho entradas y frenar en seco la racha de seis victorias consecutivas por parte del equipo de la Pequeña Habana. Los Braves les tenían cogida la medida a los Marlins de mala manera, pero el home run de Justin Bour fue un adelanto de lo que estaba por venir.

New York Yankees-Colorado Rockies (9-8)

Loco encuentro de ida y vuelta entre Yankees y los Rockies y se puede comprobar que la urgencia en los Yankees a la hora de obtener triunfos está ahí cuando Dellin Betances sale con su equipo perdiendo y no por poco. Encomiable la capacidad de reacción de los locales, con el imperial Carlos Beltrán que acudió al rescate de un flojo C.C. Sabathia y los fuegos artificiales definitivos, cortesía de Starlin Castro.

New York Mets-Kansas City Royals (4-3)

Hay ocasiones en las que las victorias pueden llegar a ser hasta contraproducentes, y es que los Mets tuvieron esa sensación tras el segundo triunfo en la serie de dos que marcaba la reedición de la final del año pasado tras las bajas de Noah Syndergaard y Yoenis Céspedes. Afortunadamente, en ambos casos las noticias de la visita al médico, en especial la de ‘Thor’ por su codo derecho, no radican mayor importancia. Respirar aliviados es quedarse cortos.

Houston Astros-Los Ángeles Angels (3-2)

Marwin González se ha vuelto a hacer con la titularidad en primera base tras el descenso de Tyler White a las Ligas Menores y su contribución está siendo más que apreciable. Marwin fue capaz de deshacer la igualada con un triple y José Altuve volvió a sacarla del campo. Con otra nueva salida por parte de un miembro de su rotación, esta vez Lance McCullers, los Astros superan en victorias a las derrotas. Ya no se van a detener.

Chicago Cubs-St. Louis Cardinals (2-7)

Sobre el papel, un duelo entre Jake Arrieta y Michael Wacha sería muy favorable al primero, pero el ataque de los Cardinals fue capaz de exprimir los lanzamientos de Arrieta y sacarle del encuentro más pronto de lo habitual, habiendo superado los 100 lanzamientos. El error ayudó a abrir las compuertas, aunque el ataque no desfalleció y ganó el único encuentro que no fue ajustado en todo el transcurso de la serie. Los Cubs siguen gozando de una gran ventaja, pero sería un enorme error menospreciar a los Cardinals. Tremendo.

Oakland Athletics-Milwaukee Brewers (2-4)

La gira de los Brewers por California no ha sido la más prolífica, luchando en casi todos los encuentros, pero siempre acababan mordiendo el polvo. Sin embargo, por una vez, se convirtieron en el club que prevaleció gracias a los home runs de Scooter Gennett y Kirk Nieuwenhuis. El venezolano Junior Guerra ganó por primera vez en más de un mes, luciendo esa victoria a pesar de seguir lanzando bien.

Toronto Blue Jays-Arizona Diamondbacks (5-2)

J.A. Happ ha sido una de las agradables sorpresas en la rotación de los Blue Jays y fue capaz de aumentar su cifra de victorias pese a no lanzar tan profundamente como nos tiene acostumbrados. El ataque de los canadienses consiguió despertar de su mini-letargo y Russell Martin, Edwin Encarnación y Troy Tulowitzki fueron capaces de sacarla del campo.

Baltimore Orioles-San Diego Padres (7-2)

Ubaldo Jiménez ha perdido su puesto en la rotación tras una última salida desastrosa que es el colofón de un horrible inicio de temporada, pero por una actuación aislada, Jiménez volvió a ser un jugador válido. Lo malo es que el club no está dispuesto a asegurarle que volverá a su posición de origen, aunque puede ser un cambio de tendencia o eso rezan dentro de la franquicia.

Pittsburgh Pirates-San Francisco Giants (6-7)

Con Jeff Samardzija igualando su salida más temprana en sus nueve años como profesional y un déficit tempranero de cinco carreras, los Giants se encontraban en un grave aprieto. Sin embargo, un gran trabajo del bullpen consiguió parar los pies a los locales y Joe Panik estuvo inmerso en la vuelta de tuerca definitiva con un doble de dos carreras. Incluso cuando los planes no salen bien, los californianos encuentran formas de ganar partidos.

Boston Red Sox-Chicago White Sox (6-8)

Los Chicago White Sox llegaban en una situación precaria a su visita a Fenway Park aunque el guion no podría ser más distinto al previsto tras contemplar cómo han ganado los tres primeros encuentros de la serie de cuatro. Los problemas de los Red Sox no se limitan exclusivamente a la rotación y ahora el veterano Koji Uehara ha perdido parte de su mojo. El club necesita que su closer ninja lo recupere y pronto.

Cleveland Indians-Tampa Bay Rays (6-1)

Sólo un día después de que Corey Kluber dejara a los Rays en tres hits en todo el partido, Trevor Bauer hizo lo mismo a la hora de catapultar a los Indians a su sexto triunfo consecutivo. En esta ocasión, no dejaron el trabajo para el final sino que Jason Kipnis fue capaz de abrir la lata en la primera contra Chris Archer vía home run. Son once partidos seguidos en casa para los Indians, que se afianzan en el primer puesto de su división.

Detroit Tigers-Seattle Mariners (5-1)

El gigantesco Steven Moya no desaprovecha oportunidad alguna para mostrar su poderío y el outfielder fue capaz de sacarla del campo en dos ocasiones. Michael Fulmer estuvo errático durante el transcurso del encuentro, pero limitó los daños como siempre. En total, ha concedido tres carreras en las últimas 44 entradas y un tercio, que es una auténtica barbaridad.

Texas Rangers-Cincinnati Reds (6-4)

Cole Hamels volvió a protagonizar una sólida actuación al frente de la rotación de unos Rangers que acaban con una exigente racha de 20 partidos en 20 días. La mala noticia es que dos pitchers titulares más se marchan a la lista de lesionados para acompañar a Yu Darvish y eso puede complicar y mucho la vida del mejor equipo de la Liga Americana. Derek Holland y Colby Lewis causan baja y habrá que vigilar con interés qué movimientos pueden llegar a hacer en las semanas venideras, aunque se intente parchear de forma interina… por el momento.

Minnesota Twins-Philadelphia Phillies (6-5)

El béisbol siempre ofrece la oportunidad para la redención y eso fue especialmente cierto para el alemán Max Kepler, que cometió un error garrafal en los primeros compases del encuentro antes de empatarlo con un single y poner a su equipo definitivamente por delante en la séptima entrada. El rookie es uno de los grandes talentos de los Twins y oportunidades no le van a faltar.

Los Ángeles Dodgers-Washington Nationals (4-3)

Julio Urías volvió a demostrar que su talento está fuera de toda duda y que su proceso de aprendizaje en las Grandes Ligas marcha viento en popa y a toda vela. No obstante, el partido no se decidió con él sobre el montículo sino en la última entrada en la que la cabalgada de Puig con el error de Michael Taylor mediante, hizo vibrar al Dodger Stadium como en pocas ocasiones. Si Puig recupera su mejor versión, los angelinos serán un duro rival para los Giants, pero tiene que hacerlo.

0 Comentarios

Normas Mostrar