PREVIAS MLB 2016: CHICAGO CUBS

Chicago Cubs: La receta perfecta para ganar las Series Mundiales

La franquicia de Illinois se ha hecho con los ingredientes necesarios para iniciar el asalto al título y acabar con 108 años de sequía.

0
Kris Bryant de los Chicago Cubs de la MLB
Dennis Wierzbicki USA Today Sports

DESCARGA EL PDF DE LA PREVIA DE LOS CHICAGO CUBS.


El mundo del deporte está repleto de grandes ejemplos de equipos que han hecho proezas extraordinarias, ejercicios de superación que les han llevado a alcanzar las cotas más absolutas del éxito e incluso aquellos que han sido capaces de prolongar esa era dorada hasta más allá de los límites imaginables. Sin embargo, como ocurre en la vida misma, igual que hay situaciones realmente extraordinarias en sentido positivo, también nos encontramos con aquellos momentos que son todo lo contrario. Es la otra cara de la moneda. Supongo que el yin y el yang, esa dualidad que existe en nuestro universo y que también tiene su equivalencia en el mundo del béisbol.

Pues bien, los Chicago Cubs son esa otra cara de la moneda, el club que se ha quedado con la eterna etiqueta de perdedor. Pero no, los Chicago Cubs son los ‘adorables perdedores’. No se puede entender de otra manera cuando eres una de las franquicias históricas del béisbol y han transcurrido la friolera de 108 años desde su último título. Incluso antes de que se produjeron las dos guerras mundiales que asolaron nuestro planeta. Casi nada.

No obstante, es absurdo aferrarse al pasado, incluso uno que es de todo menos positivo. Los errores, el infortunio, las malas decisiones, el destino o lo que sea. Todo eso no es responsabilidad de la versión 2016 de los Cachorros de Chicago. Y Joe Maddon, técnico del club, no es que lo tenga claro sino lo siguiente.

Desde su llegada a la franquicia, ha sido capaz de instaurar una confianza en las posibilidades del club que es digna de encomio. No, aquí no se viene a cubrir el expediente. Aquí se viene a ser competitivos y a ganar. Es lo que ocurrió el año pasado, cuando adelantó los planes previstos, que apostaban por un plantel competitivo no en 2015 sino en 2016. Este grupo, inspirado y liderado por Maddon, llegó a los 97 triunfos en temporada regular y alcanzó las Series de Campeonato para caer con los Mets.

Ese aprendizaje va a ser muy valioso para que este joven plantel, que cuenta con potencia, capacidad para situarse en base, equilibrio en el turno, habilidad para abrumar a los rivales vía strikeout y con un as como Jake Arrieta, pueda dar el salto de calidad para alcanzar la Tierra Prometida y, esta vez sí, ganar el título.

La historia más reciente nos dice que los grandes favoritos previos a la campaña no suelen cumplir los pronósticos, pero estos Cachorros son demasiado especiales y su objetivo está claro: saldar cuentas con el destino, que ya va siendo hora.

El detalle histórico

Hablar de los Chicago Cubs es hablar de la fatalidad hecha franquicia. Aquello de ‘perdedores encantadores’ parece que se creó pensando en ellos. Tienen dos títulos de las World Series, pero conseguidos en 1907 y 1908, por lo que llevan 108 años detrás de su Santo Grial sin alcanzarlo. Desde entonces jugaron otras siete finales, pero no pudieron hacerse con el título en ninguna de ellas. La última fue en 1945, así que llevan desde el final de la Segunda Guerra Mundial sin arrimarse al ‘Clásico de Otoño’

Las tres claves del equipo

1. Los ‘niños Cubs’ ante su segundo año en la liga. Parte de la expectativa, y el poder en ataque, de este equipo de Chicago recae en gente muy joven, como Kris Bryant, Addison Russell o Kyle Schwarber. La temporada ‘sophomore’ no suele ser fácil, y son muchos candidatos a fallar.

2. El imposible nivel de Jake Arrieta. Lo que hizo este pitcher la pasada temporada, en su segunda mitad, es algo nunca visto. Era, literalmente, ‘imbateable’. Nadie puede esperar que mantenga esa misma excelencia y hay que prever que volverá a ser humano en algún momento.

3. La presión de ser los máximos favoritos. Para un equipo que lleva sin ganar las World Series desde 1908, el ser considerado como el claro número uno para ganar la competición antes de que comience puede ser algo que juegue en su contra durante todo el año.

Lo mejor

1. Un grupo de jóvenes, liderados por Kris Bryant, llamados a hacer historia.

2. Jake Arrieta, John Lester y John Lackey... aquí hay mucho brazo.

3. El fichaje de Jason Heyward eleva a una nueva dimensión el outfield del equipo.

Lo peor

1. Demasiada juventud para como no sospechar algún paso atrás en la progresión.

2. Han llegado un año antes de lo que el plan decía. Habrá ansiedad en las derrotas.

3. La presión de ser los favoritos no es buena en béisbol, con muchos ejemplos recientes.



DESCARGA EL PDF DE LA PREVIA DE LOS CHICAGO CUBS.