Competición
  • Champions League
  • LaLiga SmartBank

Su esencia: La leyenda de Moneyball

PREVIAS MLB 2016: OAKLAND ATHLETICS

Su esencia: La leyenda de Moneyball

Su esencia: La leyenda de Moneyball

La película, protagonizada por Brad Pitt, inmortalizó una revolución estadística de la que los Oakland Athletics fueron punta de lanza al inicio de siglo.

Los Oakland Athletics tienen una muy rica historia y, por lo tanto, un montón de características que les definen y hacen especiales. Pero nada, en tiempos recientes, como el libro y la película Moneyball. En ella se narra, con una carga dramática y épica nada real pero muy convincente, como Billy Beane se enfrentó a los gigantes de este deporte con mucho menos dinero pero con un montón de ingenio. Por el camino se encontró, entre otros, con Paul DePodesta y crearon un sistema de estadísticas avanzadas que, no es exagerado decirlo, cambiaron la forma en la que se medía el rendimiento de los jugadores y su valor en el mercado. La revolución se extendió por toda la MLB y, ahora también, la NBA y NFL.

Propietario: Lew Wolff y John J. Fisher ****

Esta pareja de socios se hizo con el control de los Oakland Athletics en el año 2005. También son los dueños de, por ejemplo, el Celtic de Glasgow, de la liga escocesa de fútbol. Su forma de aproximarse al equipo es puramente profesional, dejando total capacidad de ejecución a Billy Beane y centrándose en el aspecto económico.

Manager general: Billy Beane *****

No, no es Brad Pitt. Puede que ni se le parezca. Pero la verdad es que Billy Beane es una figura que ha traspasado el mundo del béisbol gracias a la película ‘Moneyball’. Lo cierto es que, en la MLB en sí, ya era bien conocido antes y su labor al frente de los Athletics lleva siendo toda una aventura desde 1998. Pocos general managers han alcanzado el reconocimiento de tanta gente gracias a su audacia, a pelear con las cartas que le tocan y a no rendirse jamás. Sobre todo, en el aspecto de divertirnos: los Oakland Athletics son una caja de sorpresas continua. Ser considerado el padre de una filosofía que cambió el juego no es moco de pavo.

Entrenador: Bob Melvin ****

Bob Melvin lleva en el club desde 2011. Consiguió meter al equipo en playoffs de forma consecutiva, con sendos títulos de división, por primera vez desde 2006 y se ganó el favor de la afición. Comparte con su jefe la pasión por la estadística y el pensamiento poco convencional a la hora de formar, y gestionar, una plantilla. De hecho, es famoso por usar ‘platoons’, que es un sistema en el que la titularidad de una determinada posición está compartida por dos jugadores, uno diestro y otro zurdo, que se van alternando dependiendo del pitcher rival. Josh Reddick, de hecho, se refirió a él como el ‘rey de los platoons’. Sabe que ahora vienen tiempos duros en la franquicia.

Su gran estrella: Sonny Gray

A sus 26 años de edad este pitcher diestro se va a convertir en el ojito derecho de todos los aspirantes a ganar la MLB. Los Ahtletics saben que tienen una joya con ellos y sólo lo traspasarán por un potosí en forma de activos a futuro. Verle lanzar es gloria pura.

Estrella ofensiva: Josh Reddick

Reddick llegó a Oakland, desde los Boston Red Sox, en uno de los traspasos marca de la casa. Billy Beane mandó a un closer, Andrew Bailey, y a Ryan Sweeney a Boston y, a cambio, recibió a un joven en el que vio más de lo que muchos otros suponían. En su primer año en los Athletics confirmó el acierto pasando de los 30 home runs y convirtiendose en uno de los jóvenes más prometedores de la competición. No volvió a aquellos niveles del año 2012, pero en el 2015 se recuperó de un par de años relativamente mediocres y volvió a alcanzar las dos decenas de home runs. Ahora, con la plantilla notablemente adelgazada de talento respecto a esos años, Reddick tiene que convertirse en uno de los líderes del equipo. La capacidad parece tenerla.

Pitcher estrella: Sean Doolittle

Es muy curioso, por poco común, el caso de Sean Doolittle. Comenzó su carrera jugando como primera base y, así, fue un número alto del draft y un joven muy prometedor del sistema de cantera de los Athletics durante años. Las lesiones se cebaron con él y, en el aaño 2011, decidió, o le aconsejaron, que cambiase de posición para ser un pitcher. No sólo lo hizo sino que, por el camino, se convirtió en un closer fantástico. La temporada pasada Oakland perdió numerosos partidos por culpa de su bullpen; una rotación de pitchers nada especial les obligó a jugar demasiadas entradas y no pudieron con la presión. Les faltaba su closer, Doolittle. Lesionado, no estaba allí para cerrar los partidos. Este año su concurso es capital.

O.Co Coliseum: Ya ha visto sus mejores momentos

La mayor superficie de foul en la liga.

El Coliseum de Oakland no posee la mayor superficie en el outfield de toda la competición, pero lo que le convierte en un campo excelente para los pitchers es que el territorio foul es el más grande con diferencia de toda la MLB.

 

DESCARGA EL PDF DE LA PREVIA DE LOS OAKLAND ATHLETICS.

0 Comentarios

Normas Mostrar