VELA COPA DEL REY TROFEO PANERAI

La Copa del Rey: La gran cita española de Época y Clásicos

Más de medio centenar de embarcaciones de doce naciones competirán por la victoria en la única regata de nuestro país perteneciente al Circuito Mundial 2015.

Mahón
0
La Copa del Rey: La gran cita española de Época y Clásicos

La Copa del Rey de Barcos Clásicos y Época, única regata española incluida en el prestigioso Circuito Mundial Panerai Clássics Yacht Challenge, se disputará desde mañana hasta el sábado en aguas de Mahón (Menorca) reuniendo a un total de 57 embarcaciones de doce naciones en uno de los eventos de su clase de más prestigio en el continente europeo.

Al récord de participación logrado este año se une el desafío entre dos de los mayores barcos de épica que navegan actualmente en el mundo: el Moonbeam III y Moonbeam IV. diseñados por el legendario William Fife III y con más de 30 metros de eslora y que  están considerados como los últimos señores del mar.

El Club Marítimo de Mahón, co-organizador del evento junto al Real Club Náutico de Barcelona, se pondrá en marcha mañana miércoles con la presentación oficial y las regatas de entrenamiento de la flota, que estará atracada en el Muelle de Levante del puerto mahonés. Al acto Al acto asiitirán el presidente del Club Marítimo de Mahón, Nemesio Suárez; Damián Ribas, en representación de Real Club Náutico de Barcelona; Nacho Marra, director de la regata, y Mario Giménez, director de Panerai en España y Portugal. 

Los llamados Moonbeam (Claro de luna) fueron una serie de cuatro embarcaciones de la misma clase. Tanto el Moonbeam III, un cutter áurico (velas trapezoidales) de 30,90 metros de eslora y botado en 1903, como el Moonbeam IV, de 32 metros y botado en 1920, son dos de los diseños más importantes del legendario William Fife III y de los más competitivos de la división llamada Big Boats (unidades mayores de 25 metros de eslora).

El Moonbeam IV, que perteneció a Rainiero de Mónaco y Grace Kelly, ya ganó la Copa del Rey Panerai en 2011, además del Circuito Panerai en 2011 y 2012, mientras que su antecesor ha vencido seis veces en la prestigiosa Puig Vela Clásica Barcelona. Este año ha derrotado allí a su gemelo.

Además de ese gran duelo hay que destacar que varios vencedores de la regata en pasadas ediciones llegan a Menorca a revalidar sus títulos. Destaca el Chinook, un diseño de Nathaniel Herreshoff de 1916 de 19,80 metros de eslora, ganador en la división de Época Áurica en 2013 y 2014, que se las verá con el  Marigan de Tim Liesenhoff, que viene de ganar la Baleares Clàssic,  la goleta Kelpie of Falmouth  y el cutter Ilex de Germán Ruiz, ganador en Mahón en 2003.

Este año se incorpora a la lista de aspirantes al podio el pequeño Tern (1897), de 11,80 metros de eslora, uno de los dos únicos veleros supervivientes, junto al Whimbrel, de la clase Belfast Lough One Design, un diseño de William Fife de 1898. Ha sido restaurado recientemente en un astillero de Mallorca.

En la división Época Marconi (velas triangulares) el Enterprise de Albert Kusak, ganador de su clase en la Baleares Clàssic buscará su primera victoria en Mahón después de dos años en los que ha tenido que conformarse con el segundo puesto. Sus rivales serán el Manitou de Phil Jordan, la embarcación que fuera el velero insignia del presidente John F. Kennedy;  el Sonata, un diseño de J.G. Alden de 15 metros de eslora, botado en 1937 y que está al mando de su armador, el palmesano Jordi Cabau, y el  Eilean, un diseño de William Fife de 1936 de 22 metros de eslora, restaurado personalmente por Angelo Bonati, director general de Panerai, y que le ha convertido en el abanderado de la firma en las grandes competiciones.

En la división de barcos Clásicos (embarcaciones botadas entre 1950 y 1975), el Yanira de Andrés de León, un diseño del noruego Bjarne Aas de 1954 de 17,85 metros de eslora y seis veces ganador en Mahón, es el favorito, aunque deberá superar a la tripulación de cadetes del Corsaro II (1960), dela Marina Militar Italiana, que llega a Menorca tras su triunfo en la regata de clásicos del Palma.

El Calima de Javier Pujol, un diseño Sparkman & Stephens de 13,15 metros de eslora, botado en 1970 y ganador de la Fasnet Race, llega a Mahón para intentar lograr su décima victoria en la Copa del Rey en la división Espíritu de tradición. aunque deberá superar al británico Hardship III de Thomas Tillbert, un diseño de 1974 de Sparkman & Stephens de 19,60 metros de eslora o al Fátima (1970), de Diego Caro.

La división de Clásicos será ,de nuevo, la más numerosa, con mas de una veintena de embarcaciones, y la de Espíritu de Tradición (veleros de construcción moderna pero cuyos diseños respetan las líneas y materiales de los barcos  Clásicos) contará con 13 participantes, el doble que el año pasado.