HALTEROFILIA

Bulgaria renuncia al Europeo tras el escándalo de doping

Los once pesistas búlgaros (ocho hombres y tres mujeres) dieron positivo del esteroide anabolizante estanozolol en un control sorpresa realizado por la AMA.

DPA

Bulgaria no participará en los campeonatos de Europa de levantamiento de pesas que comienzan en abril en Tiflis debido al nuevo escándalo de doping que sacude a sus deportistas, informó hoy la federación nacional de halterofilia.

Según se dio a conocer este sábado, 11 pesistas búlgaros -ocho hombres y tres mujeres- dieron positivo del esteroide anabolizante estanozolol en un control sorpresa realizado por la Agencia Mundial Antidoping (AMA) hace dos semanas en Sofía.

Ya en 2008, poco antes de los Juegos Olímpicos de Pekín, se descubrió que once levantadores de pesas de Bulgaria habían consumido sustancias prohibidas, por lo que el país tuvo que retirar entonces todo su equipo.

Entre los deportistas descubiertos ahora, cuatro son reincidentes: el campeón de Europa y subcampeón mundial Ivan Markov, el campeón europeo Ivaylo Filev, la subcampeona de Europa Milka Maneva y el ex campeón europeo Demir Demirev.

El cuarteto, suspendido ya de 2008 a 2012, podría ser sancionado ahora con una exclusión de por vida del deporte. Los demás atletas, entre ellos varios ganadores de medallas en campeonatos europeos de años pasados, serán suspendidos por cuatro años.

Los levantadores de pesas búlgaros son tristemente célebres desde hace años por sus numerosos casos de doping. Ya en Montreal 1976, Seúl 1988 y Sydney 2000 hubo ganadores de medallas que recurrieron a sustancias prohibidas.

También fueron descubiertos tres pesistas búlgaros antes de los Juegos de Atenas 2004 y otros once previo a Pekín 2008.

La Federación Búlgara de Halterofilia informó que realizará una investigación interna para determinar quiénes son los responsables del nuevo caso. Los entrenadores y los pesistas alegan que la sustancia debe proceder de un suplemento alimenticio contaminado sin que ellos fueran conscientes.

El deporte búlgaro se vio sacudido hoy además por la muerte, a sus 35 años, del campeón olímpico de levantamiento de pesas Milen Dobrev.

Su padre decubrió el cadáver en la vivienda de su hijo, informó el periódico dominical "Trud" sin dar más detalles. Un portavoz del Ministerio del Interior confirmó el fallecimiento.

Las causas de su muerte no están claras, aunque al parecer no se registran signos de violencia.

Dobrev ganó oro olímpico en Atenas 2004. Además se proclamó campeón del mundo en 2004 y dos veces campeón de Europa en la categoría de hasta 94 kilos. En 2008 puso fin a su carrera deportiva.

Los Campeonatos de Europa de levantamiento de pesas, en tanto, están programados en Tiflis del 9 al 18 de abril.