Competición
  • Clasificación Eurocopa

La vida del pueblo sherpa

EL DIARIO DE DANI SÁNCHEZ

La vida del pueblo sherpa

La vida del pueblo sherpa

Dani Sánchez

El redactor y fotógrafo de AS, Dani Sánchez, acompaña a la expedición Diabéticos en el Everest 2014 al campo base (5.350 metros) del ochomil.

Nyima Sherpa y Pemba Sherpa son nuestros guías. Los dos se conocen a la perfección la ruta hacia el campo base y saludan por el camino a muchos conocidos. Me cuenta Nyima que la vida de los sherpas cambió totalmente tras la primera ascensión al Everest de 1953. Que con la ayuda internacional, entre otros de Edmund Hillary, apareció el primer colegio. Después los centros de salud, los institutos. Él forma parte de esta primera generación que ha vivido el cambio. Su padre era pastor y él es guía de montaña.

Me cuenta todo esto en el camino desde Phading (2610m) hasta Namche Bazar (3440m) donde pasaremos la noche. Le fotografío junto a la casa donde nació en Monjo, y visitamos a su mujer que nos sirve amablemente un té nepalí. Uno de sus hijos estudia en Katmandú y el pequeño está en la escuela. Ese es el gran cambio del pueblo sherpa en los últimos 60 años. Desde aquellos pastores nómadas tibetanos que se trasladaron a esta región hace 500 años y eran prácticamente autosuficientes, hasta estos hombres y mujeres que hoy en día centran su trabajo en los 3 o 4 meses de buen tiempo que atrae a los turistas, y dedican el resto a la ganadería y a pequeños cultivo de patatas, acelgas y judías.

Pero rápidamente también aparecen las dudas en nuestra conversación. Le cuento que algunos de nosotros ayer comimos una pizza y me habla de la pérdida de su cultura. De la aparición de costumbres extranjeras que sustituyen a las suyas propias. Del miedo a que sus hijos no hablen su misma lengua. O sus nietos. Del miedo a que el valle se llene de basura. De que se vacíe y todo el mundo emigre a la ciudad. Él sabe que vive mucho mejor que su padre. No sabe si su hijo vivirá mejor que él.

Comentarios

Comentarios no disponibles