España se mide a Australia en su primer duelo intrascendente

España se mide a Australia en su primer duelo intrascendente

España va descubriendo que es del pelotón de los torpes. Ayer empezó a notar las diferencias: dejó su espectacular hotel de lujo de Split por uno de tres estrellas en Pula, que ahora, en época baja, no ofrece ni una comodidad. Y tuvo un viaje largo de más de seis horas para medirse esta tarde a Australia (17:00 h, Teledeporte), en otro rosario de partidos intrascendentes.

Lo más importante de hoy está en Zagreb, con un Francia-Suecia definitivo. "Si gana Francia, nos vale con derrotar a Hungría para estar en las semifinales", decía Losert, portero croata del Barcelona, que también mira al grupo de Zadar porque ya piensa en la final: "Nos puede tocar Alemania, Dinamarca o Serbia. Medirnos a los serbios en las semifinales es lo que todo el mundo desea en Croacia".