Competición
  • Champions League
  • LaLiga SmartBank
  • Copa Argentina
Copa Argentina
Estudiantes Caseros Estudiantes Caseros CAE

-

Real Pilar Real Pilar RPF

-

Defensa y Justicia Defensa y Justicia DYJ

-

Independiente Independiente IND

-

Talleres Talleres TLL

-

Banfield Banfield BNF

-

"Ganaría a Rey Mysterio, ya le quité su máscara"

El Hijo del Santo

"Ganaría a Rey Mysterio, ya le quité su máscara"

"Ganaría a Rey Mysterio, ya le quité su máscara"

DANI SASTRE

Lucha libre. No es el pressing catch de Cuatro, de Batista y Rey Mysterio. La lucha libre mexicana aterriza en Madrid con la gira Todo x el Todo, con el Hijo del Santo, campeón del mundo del peso welter, como la gran atracción.

A su padre se le considera el más grande en la historia de la lucha libre mexicana. ¿Cómo lleva esa responsabilidad?

(La lucha es el segundo deporte en México tras el fútbol, y El Santo, una leyenda. Su máscara plateada es una de las imágenes más exportadas del país).

Supone una gran satisfacción y una carga. Debido a que mi padre fue el luchador más representativo, debo portar su nombre con respeto. Es un orgullo, aunque actuar en consecuencia no resulta nada fácil.

¿Continuar la saga era una obligación familiar?

No una obligación, pero sí es importante que su legado siga vivo. Soy el menor de diez hermanos y la última opción de mantener esta tradición.

Ya ha cumplido 26 años de profesional. ¿Su secreto?

Te tiene que gustar lo que haces y querer emocionar al público. Debes llevar una vida disciplinada y estar en forma. Ahora soy campeón del mundo welter, y puedo decir que el primero al que el Consejo Mundial de Boxeo ha avalado su título.

¿No se quita la máscara?

(La identidad de los enmascarados es secreta. Las máscaras se ponen en juego en determinados combates, y el que pierde, muestra su rostro).

La máscara es un imán, causa curiosidad, tiene magia... Es esencial para el Hijo del Santo.

¿Qué hay detrás de ella?

Una persona normal, con su familia, que aprovecha el anonimato con sus hijos, al que le gusta leer, la música, viajar...

¿Existe el riesgo de confundir las dos facetas de su vida: con y sin máscara?

No, sé mantener mi papel de luchador alejado del hombre corriente. Aprovecho más mi vida privada con un lado oculto.

En México es un ídolo, pero nadie le para por la calle. ¿Es un alivio o querría disfrutar de la fama del Hijo del Santo?

Es un alivio. Imagine a Sabina o a Serrat en un restaurante, no pueden cenar. Yo sí, es el privilegio de llevar máscara. Me aclaman cuando la tengo puesta; sin ella, soy un tipo normal.

Compárenos la lucha libre mexicana con la de EE UU.

En la nuestra los combates son de verdad y hay más técnica. La diferencia está en el presupuesto. Los americanos cuentan con ventaja, pero unificar la lucha libre sería imposible, hay muchos intereses.

En una pelea entre el Hijo del Santo y Rey Mysterio, ¿por quién apostaría?

Por el Hijo del Santo, por técnica, experiencia y madurez. Ya le despojé de su máscara antes de convertirse en Rey Mysterio.