NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

EUROPA LEAGUE (FINAL) | SEVILLA - ROMA

“Merece la pena dar esta vuelta al mundo”

La afición del equipo nervionense protagoniza su desplazamiento más masivo junto a la final de Glasgow del 2007. Habrá unos 12.000 sevillistas en el Puskas Arena.

Actualizado a
Aficionados del Sevilla posan en las calles de Budapest.
ANNA SZILAGYIEFE

La afición del Sevilla respondió de la mejor forma posible a otra invitación a la gloria en Europa. Unos 12.000 hinchas se desplazaron de diferentes modos hasta Budapest para poder ver a su equipo en otra final de la Europa League ante la Roma. Se trata del mayor desplazamiento de sevillistas por Europa junto a la final de Glasgow del 2007. No hay dudas acerca del apoyo que tendrá el equipo de José Luis Mendilibar en el Puskas Arena.

Unos 7.000 aficionados viajaron en 23 vuelos chárters, mientras que otros 5.000 lo hicieron en vuelos regulares con escalas. Todo ello sin contar los numerosos aficionados que eligieron un camino algo más complicado para llegar y aventurarse incluso en coche haciendo más de 3.000 kilómetros en carretera. Diferentes odiseas en muchos grupos de hinchas que no querían que la dificultad en la toma de vuelos o los altos precios afectaran la posibilidad de estar en esta cita.

Hay valientes que incluso cerraron su ruta antes de que Lamela firmara el tanto de la clasificación ante la Juventus. La esperanza siempre estaba presente y vuelve a estarlo ahora a las puertas de la séptima final sevillista en esta competición. Hay que recordar que el club hispalense anunció que según los registros de la UEFA se vendieron 13.018 entradas para sevillistas, aunque cabe esperar que algunos de ellos no hayan podido gestionar posteriormente su viaje. No fue sencillo el proceso, con numerosas dificultades para muchos hinchas a la hora de encontrar vuelos que pudieran satisfacer sus necesidades.

“Hay gente que está haciendo dibujos para poder presentarse allí”, dijo hace unos días el propio Mendilibar sobre los sevillistas que están y estarán. Algunos de ellos emprendieron el viaje hace varios días en furgoneta, otros incluso tuvieron que partir desde Panamá. “Voy a pasar por Núremberg, Viena... En la vuelta iré por Londres. Pero merece la pena esta vuelta al mundo”, asegura Pilar, que acompañada por varios amigos explica su plan de viaje en el que se incluyen vuelos, trenes y coches de alquiler. Cristina, mientras, acompaña a casi toda su familia: “Esta final tiene algo especial, hace dos meses nadie esperaba este regalo”. Su ruta es más sencilla: encontró acomodo en uno de los chárters que ayer aterrizaron en Budapest.

El resultado de todo este movimiento de hinchas es que habrá más de 12.000 aficionados del Sevilla en las gradas del Puskas Arena. En la final de la Supercopa ante el Bayern, en este mismo escenario, sólo hubo unos 500 hinchas nervionenses por el aforo restringido. Esta vez, será muy diferente.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?