NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

LIGA F

Indignadas por las multas

Las jugadoras reaccionan ante la aplicación de las mismas sanciones económicas que en la Primera División masculina.

Actualizado a
17/09/22 PARTIDO FUTBOL FEMENINO 
REAL MADRID FEMENINO  - VALENCIA FEMINAS 
FORMACION ARBITRAS CAPITANAS
JESUS ALVAREZ ORIHUELADiarioAS

“No sé por qué no nos dejan jugar en paz y dejan de poner complicaciones”, escribía Mari Jose Pérez, jugadora del Granadilla con 20 años de carrera futbolística en sus botas, en su perfil oficial de Twitter. La suya, por veteranía, es una de las voces autorizadas dentro del fútbol femenino, pero no ha sido la única que ha mostrado la indignación que ha causado en los vestuarios de los equipos de la Liga F la aplicación, por parte de la RFEF, de las mismas sanciones económicas para la máxima categoría femenina que en la masculina en caso de amonestaciones y suspensiones.

Los clubes pasan de asumir multas de 4 y 9 euros en caso de tarjetas amarillas y rojas, a 180 y 350€ respectivamente. Además, las propias jugadoras (o entrenadores, delegados, etc.) se enfrentan a una sanción de 600€ por suspensión. Ese es el caso de Diana Gomes, futbolista del Sevilla, que fue expulsada en el partido ante el Atlético de la jornada 2.

Su compañera en el equipo hispalense, Eli del Estal, también mostró su hartazgo en redes sociales. “Deberíamos estar en boca de todos por haber conseguido ser profesionales (...). Lo estamos por polémicas una y otra vez. ¿No cree que es suficiente, José Manuel Franco?”, acababa, mencionando al presidente del CSD.

Mientras, Marta Carro, capitana del Valencia, optaba por la sorna: “¿Un banco de confianza para pedir un crédito para un gasto extra este año?”. Van Dongen, una de las capitanas del Atlético, también elegía el humor y publicaba un vídeo con una hucha como protagonista. Para terminar, Ana González, del Madrid CFF, lanzaba una reflexión: “¿Para cuándo lo de dejarnos disfrutar del fútbol femenino?”.

Sueldos lejanos

Tras el parón arbitral que provocó la suspensión de todos los partidos de la jornada 1 de la Liga F, un nuevo conflicto sacude al fútbol femenino. La RFEF aplica las mismas multas a la Primera femenina que a la masculina. Sin embargo, las diferencias económicas de clubes y jugadoras de ambas son evidentes. Si se mira el convenio colectivo en el caso femenino (ya vencido), el salario mínimo es de 16.000€. El de LaLiga Santander, de 155.000€. Así, los 600 euros de multa no suponen lo mismo para unas que para otros. Lo mismo que ocurre en el caso de los clubes, sobre todo los independientes.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?