NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

BARCELONA

50 partidos sin marcar de falta

El Barça, que históricamente ha tenido estrellas en ese arte (Schuster, Maradona, Koeman, Stoichkov, Rivaldo, Ronaldinho, Messi...) adolece de especialistas en tiros libres.

Actualizado a
Dembélé ejecuta una falta directa el pasado domingo ante el Rayo.
LLUIS GENEAFP

Cada falta al borde del área favorable al Barça se ha convertido esta temporada en una ceremonia de la confusión. Donde antes rodeaban el balón futbolistas como Messi, Neymar, Suárez, Griezmann o incluso Rakitic, ahora pululan Dembélé, Alves, Jordi Alba, Piqué, Memphis... Los resultados están a la vista. El Barça no ha sido capaz de marcar un gol de falta directa en toda la temporada. Concretamente, ya lleva 50 partidos sin perforar la meta rival de tiro libre desde que Messi marcó su gol número 50 en este arte. Fue en Valencia, a finales de la temporada pasada. La sombra del argentino en esta faceta del juego es especialmente alargada.

Para el Barça, que tuvo al primer gran especialista en la suerte, Kubala, es una situación pocas veces vista en su historia. Un club que ha contado con los mejores especialistas del mundo en los últimos 40 años (Schuster, Maradona, Koeman, Stoichkov, Rivaldo, Ronaldinho, Messi) se siente ahora inofensivo cada vez que hay una falta cercana al borde del área. Eso anima a los defensas a jugar con más intensidad, arriesgar más y evitar remates que antes se producían por temor a una falta que con jugadores como Messi eran casi medio gol.

Xavi explora soluciones, pero no es fácil. Memphis, el único jugador que ha estado cerca últimamente de hacer un gol de libre directo (Iñaki Peña le hizo un paradón en el Barça-Galatasaray) no es titular habitualmente. Ferran, Aubameyang o Dembélé no son especialistas. Tampoco los centrocampistas (Busquets, Frenkie de Jong). Xavi intenta que Pedri, ahora lesionado, y Gavi progresen en la materia. Al andaluz se le ha visto últimamente trabajar específicamente en este aspecto en la Ciutat Esportiva.

El problema de las faltas directas no está siendo tanto, por ejemplo, en los saques laterales de falta y córners. Ahí el Bará, a través de Piqué, Araújo o el mismo Luuk de Jong ha sido capaz de hacer goles hasta el punto de convertirse en el equipo de las grandes ligas europeas que más goles hace de cabeza, un rara avis en un equipo como el Barça que confirma los extraños tiempos que se viven en la entidad azulgrana.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?