NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

BARCELONA

Holandeses en desgracia

Xavi prefirió jugar sin delantero a sacar a Luuk de Jong; ha sentenciado a Dest después de su partido en Múnich y sustituyó a Frenkie, que vive un momento anímico bajo. Memphis está lesionado y puede ser vendido en verano.

Actualizado a

Es un clásico que los futbolistas holandeses tengan altos y bajos en el Barça. El club está unido a los jugadores 'oranje' por un hilo invisible que empezó en la época de Cruyff y Michels, y ha tenido protagonistas memorables como el mismo Koeman, héroe de la primera Copa de Europa; o Rijkaard, entrenador de la segunda Champions. Pero este diciembre de 2021 es un momento especialmente crítico para los futbolistas de Países Bajos. Son malos días para Luuk de Jong, Sergiño Dest, Frenkie de Jong y Memphis Depay.

El Barça-Elche tuvo un punto casi de humillación para Luuk de Jong. Xavi no sólo prefirió alinear a Ferran Jutglà por delante suya en el once, sino que cuando llegó el momento de sustituir al ex jugador del Espanyol, metió a Nico en el campo y dejó a Gavi como falso nueve para enlazar con Abde y Dembélé, algo que consiguió en la acción del 3-2 de Nico. Si el Barça le encuentra equipo y se pone de acuerdo con el Sevilla, Luuk de Jong se marchará en enero. En la capital hispalense habrá una reunión, con casi toda seguridad, entre Monchi y Mateu Alemany para tratar el tema. Luuk de Jong tiene un valor de mercado aún de 7,50 millones de euros según la web especializada Transfermarkt.

Camuflado con una sobrecarga por la que se cayó de la lista, Sergiño Dest es otro de los futbolistas sentenciado por Xavi. Decepcionado por su partido en el Allianz ante el Bayern, el entrenador de Terrassa se ha convencido de que el lateral nacido en Almere y con pasaporte estadounidense no es capaz de asimilar los conceptos del famoso juego de posición y le ha abierto la puerta. Dest, con 30 millones de euros de valor de mercado, no quiere marcharse, pero con el Mundial a un año vista, correría riesgos si deja de jugar.

Hay más. Xavi protegió después del partido contra el Elche a Frenkie de Jong, pero le demostró que no es intocable. Sustituyó al ex jugador del Ajax por Riqui Puig, demostrándole que el intocable ahora en el medio, además de Busquets, es Gavi. Luego, en rueda de prensa, recordó que está jugando casi todos los minutos con el Barça y Holanda y que la fatiga está haciendo mella. Hace tiempo que De Jong juega con molestias, pero no es capaz de marcar la diferencia y jugadores como Gavi y Nico, además, le están mejorando en la llegada al área. De Jong necesita pesar mucho más en el Barça. Lo dice su precio, 86 millones de euros. Y el fútbol que, por ejemplo, demostró el año pasado entre enero y abril, donde jugó a un nivel mejor incluso que el que demostró en el Ajax porque le añadió gol.

De este momento bajo de los holandeses no se salva ni Memphis Depay. Lesionado, dentro del equipo técnico de Xavi existe la creencia de que será un jugador prescindible la temporada que viene. Primero, porque podría haber refuerzos de peso como el de Ferran Torres. Y luego, porque sólo le faltará un año para finalizar el contrato y sólo el próximo verano el club podría sacar dinero por su traspaso. De momento, estará fuera del equipo, como mínimo, hasta el Clásico de la Supercopa de España. Malos tiempos para los holandeses.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?