BARCELONA-ESPANYOL

Aprobados y suspensos de un Espanyol muy conservador

El conjunto perico, que contó en Pedrosa, Darder y RdT sus mejores jugadores, despertó después del 1-0 y tuvo ocasiones para empatar el derbi.

0

Diego López: El portero se mostró seguro en los lanzamientos desde la media distancia de un Barcelona que creó pocas ocasiones. Un error en un pase a David López en la primera parte le pudo costar caro. En esta ocasión no le detuvo un penalti al Barça. No tuvo excesivo trabajo.

Aleix Vidal: No fue el mejor día para el lateral. Exigido por Gavi, que apostó por jugar por dentro, y por Jordi Alba, le tocó defender todo el partido, apenas pisó campo rival y por su costado llegaron las más peligrosas internadas del Barcelona.

Sergi Gómez: Respaldado por David López, quien en fase defensiva se incrustaba con los centrales, el central catalán formado en La Masia defendió bien el área, especialmente a Memphis, aunque sufrió en los desmarques a su espalda, como el del penalti de Cabrera.

Cabrera: El uruguayo fue protagonista en la acción del discutido penalti a Memphis. Apostó por ir fuerte y abajo una acción límite y tocó el balón, pero también la pierna del delantero. El colegiado optó por señalar penalti. Fue la única acción incoherente del central, que en cambio defendió los centros laterales perfectamente. Vio la amarilla al final.

Pedrosa: El lateral fue de lo mejor del Espanyol. Sufrió más con Abde que con Iliax, pero en ataque fue uno de los argumentos blanquiazules. Buscó constantemente a RdT, puso dos centros peligrosos y demostró en un campo complicado su progresión este curso.

David López: El capitán reapareció en un contexto complicado y con una posición que le requirió mucha concentración. Jugó de central en defensa y de mediocentro en ataque, lo que provocó que apenas participara con balón. No realizó excesivas apariciones destacables pero ayudó a que el Espanyol apenas sufriera ocasiones.

Darder: Pese a que el Espanyol tuvo más el balón en la segunda que en la primera mitad, el mallorquín destacó más al comienzo. Participó menos pero tuvo más espacio, lo que le permitió realizar conducciones verticales que ayudaron a su equipo a salir y a pisar área rival. Buscó en largo a Pedrosa y RdT, la consigna clara.

Yangel: De arriba para abajo todo el partido pero sin apenas participar. El venezolano ayudó a controlar los ataques de Gavi y Alba por ese costado, así como las internadas de Nico, otro correcaminos. El jugador apenas participó con balón y cuando lo hizo le dio continuidad al juego, pero sin pases decisivos.

Puado: El delantero alternó el extremo zurdo con la punta de ataque, pero apenas pudo intervenir con el balón. Intentó tapar la salida de Piqué y Eric y ayudar en el intenso repliegue del conjunto blanquiazul.

Embarba: Como Puado, y atacando a más de 50 metros de la portería, el extremo no tuvo demasiado protagonismo. Un tímido tiro en el minuto 7 fue su bagaje junto a una falta en el segundo tiempo que despejó Ter Stegen.

RdT: Lo intentó por todos los medios. El delantero dio una exhibición en la primera mitad de controles y regates, como una isla en medio del océano, solo. En el segundo tiempo lanzó una falta al palo y un remate de cabeza que también repelió la madera. Otros dos lanzamientos que se fueron desviados. Mereció el gol y fue el mejor del terreno de juego.

Melamed: Le dio verticalidad al juego, después de salir con el 1-0. Pisó el área y intentó incorporar pólvora al ataque del Espanyol. Acompañó mejor que Puado o Embarba, porque el contexto también le favorecía.

Morlanes: Un centro envenenado a la cabeza de RdT que casi vale el 1-1, el mediocentro salió con la misma fuerza que en Elche y estuvo a punto de ser determinante de nuevo. Intentó cazar alguna segunda jugada pero su remate se fue desviado.

Wu Lei: Buenos minutos del jugador chino, que llegaba después de golear por sexta vez seguida con China. El jugador puso dos centros peligrosos, uno a la cabeza de Dimata que era tres cuartos de gol.

Dimata: Provocó faltas, pero tuvo la ocasión más clara para el Espanyol. Un remate de cabeza desde el área pequeña con Ter Stegen batido que lanzó fuera.

Loren: Jugó tres minutos.