REAL VALLADOLID

Aguado, de cedido y descartado, a titularísimo y goleador

El futbolista andaluz ha pasado dos temporadas, prácticamente, en blanco, pero Pacheta le ha dado galones y confianza y él lo devuelve con fútbol y goles.

0
PHOTOGENIC/ 26/09/2021 VALLADOLID, CASTILLA Y LEÓN. FUTBOL. Partido de Segunda Division perteneciente a la jornada 07  entre Real Valladolid VS UD Alcorcon. Álvaro Aguado.
PHOTOGENIC

Si hay un jugador que agradece la llegada de Pacheta al banquillo del Real Valladolid, ese es Álvaro Aguado. El futbolista andaluz fue parte de la operación de llegada de Guardiola al equipo blanquivioleta, estaba cedido en Getafe por el Córdoba, en el mercado de invierno de la temporada 2018-19, pero acabó aquella temporada en el conjunto cordobesista, mientras que el delantero reforzó aquella campaña a los pucelanos en la segunda vuelta.

En la 2019-20, el jugador jienense buscó una oportunidad en el equipo con Sergio González, pero no tuvo participación, por lo que en el mercado de invierno salió cedido al Numancia de Segunda, donde fue de más a menos. Empezó jugando siete encuentros seguidos, pero con la llegada de la pandemia sólo disputó uno más y cuando los sorianos tenían que ampliar la cesión, a partir del 30 de junio para un mes, decidieron que no les interesaba. Los sorianos descendieron.

La pasada temporada, la 2020-21, el futbolista fue cedido, otra vez, al Fuenlabrada con la excusa de que allí estaba Sandoval, entrenador que le hizo brilla en Córdoba, y dentro del 'pack' con Sekou Gassama. El mediocentro fue titular en 12 encuentros en la primera vuelta, pero después, por razones más allá del rendimiento deportivo, el futbolista no volvió a ser convocado, y a ello se sumó una lesión que le quitó cualquier oportunidad de jugar.

Por eso, la llegada de Pacheta fue una luz en la carrera de Aguado. El de Sala de los Infantes confío desde el primer momento en el jienense para acompañar a Roque Mesa en el centro del campo. Por el medio tuvo que lidiar con las dudas de si un centro del campo junto con el canario sería suficientemente consistente ante rivales de mucho músculo en el centro del campo. Y los partidos, los minutos y sus actuaciones le han sustentado como un jugador titularísimo, clave en el esquema del técnico. De hecho, ya ha jugado en 12 jornadas casi tanto como en las dos últimas campañas. Entre el Numancia y el Fuenlabrada sumó 779 minutos, mientras que en esta campaña ya ha disputado 673, jugando en todos los partidos.

Además de disfrutar de muchos minutos, de ser clave en la construcción del juego del Valladolid, junto a Roque Mesa, ya se ha destapado como goleador. Al tanto que consiguió en el encuentro ante el Alcorcón se sumó ayer otro gol en Gijón, que abría el camino de la victoria para los pucelanos, y que llena de alegría al jugador... y a la afición blanquivioleta.