GIRONA

Michel: “Hemos de sentirnos seguros en casa”

El entrenador del Girona se muestra optimista de cara al duelo ante el Zaragoza. Lanzó un aviso: “En Miranda no me gustó nada el miedo a no ganar”.

0
Michel: “Hemos de sentirnos seguros en casa”
Girona FC

El Girona buscará, este lunes, alargar su estado de felicidad. El conjunto rojiblanco, que sumó un buen triunfo en la pasada jornada contra el Mirandés, recibe al Zaragoza, un rival directo, actualmente, en la lucha por el descenso. Ambos conjuntos suman 11 puntos tras 11 jornadas y los rojiblancos, que ocupan la 19ª plaza, tienen una oportunidad idílica para abandonar el infierno de los puestos que conducen a Primera RFEF. A los gerundenses les espera un duelo peliagudo, aunque Michel se mostró optimista y desveló que siguen siendo baja Pol Lozano, David Juncà y Ramón Terrats.

Altas y bajas y estado de la plantilla: “Las bajas siguen siendo las mismas: Pol Lozano, David Juncà y Ramón Terrats. La victoria de la pasada jornada era muy necesaria. Pero seguimos en una situación delicada y hay que sumar en casa de tres en tres. Queremos que se vea un equipo que puede ganar todos los partidos, haya comunión entre afición y equipo. Nos hemos de sentir seguros en casa, que es lo que necesitamos ahora”.

Equipo reconocible: “Lo más importante es que, hacia delante, seamos un equipo vertical y con capacidad de jugar tanto por fuera como por dentro. Hemos de ir a por faena, eso es lo que pretendemos. Para dominar un partido no hace falta dar 50 pases, el jugador ha de entender que toca ser verticales. El otro día me gustó mucho las situaciones de ir hacia delante y no me gustó nada el miedo a no ganar. La última media hora fuimos un equipo que necesitaba que el tiempo pasaba y no pasaba. Hemos de ser un equipo que proponga, sea vertical y si vamos por delante en el marcador sigamos haciéndolo bien. Debemos ser un equipo que sea protagonista y vaya hacia delante tanto en el aspecto ofensivo como defensivo”.

Marcar primero: “La categoría es muy complicada y hemos sido un equipo que, por detrás en el marcador, hemos generado muchas cosas, pero también hemos provocado que nos hagan daño. En nuestra idea somos un equipo que está sufriendo mirar la clasificación. El gol del otro del Mirandés no dio miedo, que nos iban a empatar. Pero hay que asumir la realidad y competir. El Zaragoza es un equipo que no se ha puesto por delante en el marcador en ningún partido y han remontado cuatro veces para empatar o ganar. Nosotros si marcamos primero hemos ganado, somos un equipo que si nos adelantamos aguantamos el resultado y nos sentimos más fuertes”.

El triunfo ante el Mirandés: “Estamos aquí para ganar, cómo lo vamos a conseguir es mi trabajo. Como entrenador sé que me marcan los resultados y ese triunfo me da energía, tranquilidad y seguridad. Me fijo mucho en el día a día, pero sé que a la gente no le interesa lo bien que trabaja el equipo. A la gente le interesa si gano o no. Mañana es otra prueba importante y necesitamos ganar para salir del descenso y no volver más allí”.

Cambio de sistema: “En ventajista si digo ahora que con tres centrales somos mejores. La idea ha sido poner en el campo jugadores que sé que me ganan duelos y me van a dar cosas en ciertos aspectos que no estábamos haciendo bien. Pero es que con línea de cuatro atrás también merecíamos ganar en algunos partidos. Creo que el estilo es el mismo, pero potencialmente en la estrategia ganamos mucho y atrás igual. La solución ha salido ahora y el equipo se siente fuerte así, pero esto no quiere decir que no volvamos a jugar con defensa de cuatro”.

Zaragoza: “Es un equipo con más posesión de la Liga y que más llega al área rival. Tiene mucha agresividad para robar el balón. Necesitamos ser verticales y agresivos con el balón. Puede ser un rival muy peligroso si nos quita la pelota. Mañana necesitamos a 16 jugadores porque habrá fases en las que haya que sufrir y las piernas pesan por los dos partidos anteriores. Espero un Zaragoza que sea vertical, como a lo largo de la temporada”.

Posibilidad de salir del descenso: “El equipo lo necesita, pero para eso hay que competir y no mirar la tabla hasta el minuto 95”.