FÚTBOL FEMENINO

El CSD no se rinde en el fútbol femenino: nueva reunión el 27-S

El organismo presidido por José Manuel Franco sigue buscando un acuerdo unánime entre los clubes para sacar adelante los estatutos de la Liga profesional.

0
El CSD no se rinde en el fútbol femenino: nueva reunión el 27-S

La Liga profesional está en el ojo del huracán del fútbol femenino. Su llegada, retrasada para la próxima temporada, se está viendo torpedeada por la ausencia de estatutos, primer paso para empezar a trabajar en la construcción de esta nueva competición. Así, la situación se encuentra estancada en busca de un consenso que el Consejo Superior de Deportes (CSD) quiere que sea unánime, aunque no sea necesario por ley que así sea. De hecho, este organismo ha organizado una nueva reunión para el próximo lunes, 27 de septiembre, con el objetivo de buscar un acuerdo que desbloquee la situación, según han confirmado a AS fuentes del CSD.

Ahora mismo, los clubes están divididos tras presentar dos propuestas de estatutos diferentes. Por un lado, están Real Madrid, Barça y Athletic. Y, por otro, quedaría otro bando, mayoritario, con el resto de los clubes (12, en total: Atlético, Granadilla, Eibar, Alavés, Sevilla, Betis, Valencia, Levante, Rayo Vallecano, Sporting de Huelva, Real Sociedad y Villarreal), a excepción del Madrid CFF, que no se postula hacía ninguno de los dos lados.

Un hecho que pone muy complicadas las cosas al CSD, que seguirá luchando por un acuerdo unánime pese a que "quizás esta pretensión no es realista", según indicó su presidente, José Manuel Franco este miércoles. "Sigo creyendo firmemente en el futuro del fútbol femenino y, desde el Consejo, vamos a seguir apostando por la profesionalización, que no quepa ninguna duda. Lo que pasa es que pretendemos que haya un gran consenso y quizás esta pretensión no es realista", manifestó de declaraciones recogidas por Europa Press.

El secretario de Estado para el Deporte insiste en este "alto grado de consenso" para que el fútbol femenino nazca con "buena salud", una línea de la que no quiere moverse el CSD. Desde este organismo aseguran a AS que se confía en que pueda llegar un acuerdo para poder sacar adelante los estatutos y empezar a trabajar en temas importantes como la elección de un presidente o presidenta, la definición de la junta directiva o la comercialización de los derechos audiovisuales, entre otros puntos de gran importancia.

El apagón televisivo enciende las alarmas en la Primera Iberdrola

En cuanto al asunto de la televisión, la Primera Iberdrola se encuentra ahora ante un grave problema. Mediapro rompió su contrato con los clubes (13 de los 16 de la Primera Iberdrola) con los que firmó un histórico acuerdo televisivo en 2019. La compañía audiovisual desembolsaba 2,5 millones de euros al año, por lo que su adiós deja un gran vacío económico y también de visibilidad. Aunque también hay que señalar que su marcha está respaldada por el retraso de la llegada de la Liga Profesional y la falta de unanimidad en la venta de los derechos por parte de los clubes.

Ante dicho apagón televisivo, el CSD pidió a la RFEF que tomara cartas en el asunto y propusiera una solución a dicho problema. Un requerimiento que desembocó en una oferta hacia los clubes en la que el ente federativo se ofrecía a explotar sus derechos televisivos a través de Footters o RTVE mediante un nuevo acuerdo audiovisual. La oferta ha sido rechazada por la Asociación de Clubes de Fútbol Femenino (ACFF), que expuso todos sus argumentos en un extenso comunicado publicado este martes.

Desde la mayor parte de los clubes de fútbol femenino argumentan que la única solución a la grave situación en la que se encuentra la Primera Iberdrola, que pese a tener ya la categorización de Liga profesional no puede ejercer como tal y que no tiene un acuerdo televisivo conjunto, es que se aprueben los estatutos. Un hecho en el que no dejará de luchar el CSD, que intenta desmarcar a los clubes de los problemas del fútbol masculino. Un hecho complicado, teniendo en cuenta que, a excepción de tres equipos de Primera, el resto de clubes dependen de una entidad masculina.

Aún así desde ambas partes han asegurado a AS que el consenso no es imposible y que se trabajará en ello. La próxima reunión, el lunes 27 de septiembre, será una prueba de fuego para saber si se puede pensar en un consenso unánime o si habrá que buscar otra solución a este entramado. Mientras, el fútbol femenino se tambalea a la espera de que su futuro más cercano se defina, con unas jugadoras que no dudarán en alzar la voz tal y como hicieron con el convenio si así fuese necesario. Por lo pronto, todos se mantienen a la espera de los acontecimientos en las próximas semanas, en las que habrá mucho en juego para esta categoría...