LALIGA SANTANDER

LaLiga cierra un final de mercado de infarto y con menos gasto

Los clubes españoles invierten un 30% menos que el verano pasado en reforzar sus plantillas. Sobre la bocina llegó el efecto dominó Saúl-Griezmann-De Jong.

0
LaLiga cierra un final de mercado de infarto y con menos gasto
RODOLFO MOLINA DIARIO AS

Los clubes de LaLiga se dejaron lo mejor para el final. El mercado de fichajes vivió una intensa y emocionante última jornada antes de que echase el cierre a las 23:59:59. No solo se resolvió el culebrón Mbappé con un triste final para la afición blanca (que deberá esperar otro año más), también el de Koundé (sigue en Sevilla), el adiós de Saúl (rumbo al Chelsea), la inesperada vuelta de Griezmann al Metropolitano y el desembarco de De Jong al Barcelona. Un efecto dominó que parecía condenado al gatillazo, pero que entró sobre la bocina aunque Premier y LaLiga confirmaron pasada la una de la madrugada. Además, también el sorprendente fichaje de Falcao por el Rayo, que se desvinculó del Galatasaray y solo quedan flecos. Pero no solo los grandes clubes españoles realizaron operaciones importantes a las pocas horas del cierre, la mayoría de clubes esperaron hasta el último momento para cerrar sus plantilla. En total, el último día de mercado registró en España 19 altas y 21 bajas.

Un mercado que cierra por segundo año consecutivo a la baja. Solo se han invertido 292 millones de euros, 117 menos que el verano anterior. Un 30% menos. Ni el multimillonario acuerdo que ha firmado LaLiga con CVC ha logrado animar el mercado español, que más ha servido para poder inscribir futbolistas que para lograr grandes refuerzos. La delicada situación económica de los equipos ha obligado a tener que hacer malabares con sus cuentas para ajustarse al límite salarial de LaLiga. Que se lo digan al Barcelona, que ha tenido que decir adiós a Messi y, además, ha tenido que hacer un esfuerzo con otras ventas, consiguiendo ingresar 69,8 millones por Ilaix Moriba, Emerson, Todibo...

Si hay que conceder a algún equipo el título de Rey del mercado, ese sería el Atlético. El vigente campeón de Liga quiere revalidar el entorchado y lo ha demostrado con sus refuerzos. Ha logrado la vuelta de Griezmann al Metropolitano, es el equipo que más ha gastado (65) y el que más ha pagado por un jugador (De Paul por 35M€). Y han liberado masa salarial con la cesión de Saúl.

El Villarreal, por su parte, es otro de los grandes inversores en este mercado. Ha desembolsado 53,5 millones por cinco refuerzos. Quieren repetir los éxitos de la temporada anterior, donde lograron la Europa League y este año, además, cuentan con el dinero de jugar la Champions. Pero no solo han reforzado la plantilla con notables desembolsos en un mercado en crisis (“Hay quien compra malos relojes y otros Rolex”, afirmaba Llaneza, vicepresidente del Villarreal) además han logrado conservar jugadores codiciados en España y Europa como son Pau Torres y Gerard Moreno.

El Madrid, pese al adiós de Ramos y la no llegada de Mbappé, cierra un gran mercado: se refuerza con Camavinga (30 millones) y Alaba (llegó libre), mientras que hizo caja con ventas como la de Varane, Odegaard (80 millones entre ambos), aunque no logró sacar a Mariano al Rayo, con el que no contaban y llevaban varios años buscándole equipo.

El Valencia volvió a acudir al mercado y a gastar dinero. La afición che tratará de ilusionarse con las llegadas de Marcos André, Foulquier y Hugo Duro entre otros. Por otro lado, el Getafe fue el que más se movió en el mercado con once altas. Míchel vuelve al Coliseum con hombres como Vitolo, Sandro, Jankto y Florentino.

Aún así, pese a tanto fichaje que ilusiona a las aficiones, la española se mantiene por segundo año consecutivo como la que menos ha gastado de las cinco grandes ligas. Casi mil millones menos que la Premier League.