Rangers-Real Madrid

Ianis Hagi: "Tener a Gerrard te da una motivación extra"

Ianis (Estambul, 1998), hijo del mítico Hagi, se ha destapado como un jugador diferencial en el Rangers, máximo asistente en la Liga ganada (9) y marcando 6 goles.

0

Atiende a AS por videoconferencia desde su domicilio de Glasgow. En sólo dos temporadas se ha convertido en uno de los principales ídolos de la afición del Rangers. Es clave en el equipo de Gerrard. Ianis es uno de los principales atractivos del amistoso.

¿Qué supone para el Rangers jugar ante el Madrid?

Es un partidazo y un reto. La idea es mantener el nivel en Liga y afrontamos la Champions, y oponentes como el Madrid son perfectos para ver el nivel en el que está el equipo.

¿Siente el peso de la historia que tiene detrás el Rangers?

Es un club especial al 100%. La mentalidad que encuentras aquí es la mejor que se puede tener como profesional. Puede que el nivel no sea el de los 10 equipos top en Europa, pero aquí tampoco se permite el empate o la derrota. Y esa es la mentalidad que amo y que me motiva. El club, los aficionados, todos los títulos que han ganado… Todo es una gran motivación para mí aquí.

¿Cómo es su vida ahora?

Bueno, aquí la gente vive para el fútbol y te reconocen rápido por la calle. Es una gran ciudad donde estar para un profesional de este deporte.

¿Y cómo vive la rivalidad con el Celtic?

Por desgracia la pandemia impidió que la pasada campaña hubiera público en el estadio y no pude sentir esos partidos con normalidad, pero incluso así, los días anteriores, en el vestuario, en los entrenamientos… Todo el mundo piensa en ese enfrentamiento de una manera diferente. Es algo muy grande, más que un partido y sí, se nota la presión. Está entre los tres derbis más importantes del mundo del fútbol y ser parte de eso es maravilloso.

¿No ha llegado a jugar con público en Escocia?

Sí, sí... En mis primeros tres meses. Nuestro estadio tiene una atmósfera increíble. Es algo que sinceramente tienes que poner en tu lista de cosas que debes vivir como futbolista. Mi padre ya me habló de lo que podía aportarme jugar en un club con una afición tan potente como el Rangers, él pudo vivir algo parecido en el Galatasaray. Estoy deseando que los aficionados vuelvan al estadio.

¿Qué significa Gerrard?

Es una gran oportunidad para mí ser entrenado por esta leyenda. Es un entrenador top. Aprendo cada día y es una motivación la mentalidad que él introduce en el vestuario. Es un ganador. Todo el cuerpo técnico cuida el más mínimo detalle, te preparan en el camino correcto para cada partido. Y, obviamente, escuchar sus últimas palabras antes de salir al campo… Es una gran oportunidad para los jugadores jóvenes formar parte de este vestuario.

"El Rangers es un club especial 100%, mi padre me habló de lo que significa una afición así”

¿Cómo le ha mejorado Gerrard como jugador?

Tiene esa mentalidad inglesa de estar metido en el partido al cien por cien, de principio a fin, de ser consistente. No sólo en los partidos, sino todos los días. Crecí bajo el paraguas de los consejos de mi padre y he visto muchas similitudes entre la mentalidad que tienen los dos, la manera en la que piensan y en la que se acercan a este deporte, a los entrenamientos, a los partidos… Tener a Steven Gerrard como entrenador te da algo extra.

¿Sigue siendo el fútbol británico directo y rudo?

Ha cambiado con respecto a lo que era 20 años atrás, es obvio. Incluso aquí, en el Rangers, existe la idea de tener la posesión el mayor tiempo posible. Pero hay una parte británica en el equipo, eso es seguro. Hay una buena mezcla, cuando tenemos que defender o ser más físicos también sale ese gen y sabemos hacerlo.

¿Tardó en adaptarse?

Conocía el idioma antes de llegar y eso es fundamental. Entendí rápido lo que el cuerpo técnico y el equipo quería de mí. He intentado crecer todo lo posible y debo estar agradecido a todo el mundo en este club porque han permitido que mi adaptación sea rápida.

¿Siente el peso de su apellido en su espalda?

Creo que depende de cómo uno mismo entienda eso. Yo intento convertir esa presión en una ventaja, pero sí, la presión por la comparación existe. Es una decisión de uno mismo, de si quieres que sea un peso y algo negativo o si lo ves de otra manera y lo entiendes como una motivación. Yo entendí esto desde muy joven. Para mí es un honor llevar ese nombre en la espalda y una motivación que me ayuda a ser mejor jugador.

¿Llegó a entrenarle su padre?

Sí, sí, en Rumanía, en el Vitoria Constancia, con 16 años… Tuvimos éxito, ganamos la Copa y la Supercopa.

"Mi padre es la persona más crítica conmigo, es como me educó, como jugador y fuera”

¿Fue difícil con sus compañeros?

Al principio hay dudas, lógico… Pero al final es fútbol y es lo que hagas en el campo. Terminé siendo Ianis y mostrando mis cualidades.

¿Es muy crítico su padre con usted o suele dejarle tranquilo?

Es probablemente la persona más crítica conmigo, pero creo que eso es bueno. Es la manera en que me educó, no solo como jugador de fútbol sino como persona, desde pequeño. Siempre que he hecho algo mal dentro o fuera del campo él ha sido la primera persona en decírmelo y en hacerme entender qué está bien y qué no. Me ha ayudado mucho, y más allá de eso, hablando ya de fútbol, siempre termina las conversaciones en modo positivo, con buenos pensamientos… Soy la persona que soy por él y por mi madre, claro. Estoy muy orgulloso de tener los padres que tengo.