REAL SOCIEDAD

Las solicitudes para volver a Anoeta no llegan ni a la mitad del aforo permitido

La Real Sociedad amplió el plazo para que sus socios se apuntarán para acudir al amistoso contra el Alavés, el partido de la vuelta del público a las gradas del estadio donostiarra.

Las solicitudes para volver a Anoeta no llegan ni a la mitad del aforo permitido
AMAIA ZABALO DIARIO AS

Pese a las tremendas ganas que tienen los aficionados de regresar a las gradas de los recintos deportivos, la Real Sociedad no ha logrado llegar ni a la mitad de solicitudes de sus socios para acudir al amistoso contra el Alavés de este sábado en el Reale Arena, el partido de la vuelta del público a las gradas del campo de fútbol donostiarra. Que el partido en cuestión sea un amistoso y no un encuentro oficial, que sea época estival y habrá muchos abonados que pueden estar de vacaciones, y el hecho de que estemos en la que parece es la parte más dura de la quinta ola de la pandemia del coronavirus han podido retraer a los ansiosos aficionados realistas. Por esa razón, la Real amplió el plazo de las solicitudes hasta este viernes para intentar mejorar esa asistencia. En un principio, se puedo prever que habría hasta lista de espera y por tanto tener que hacer un sorteo entre todos los apuntados. Pero se han quedado largos en sus perspectivas.

Sea como fuere, al final fueron 4.200 socios lo que completaron el formulario para acudir el sábado a Anoeta a presenciar en directo el amistoso entre la Real Sociedad y el Deportivo Alavés (19.00 horas). Son socios que tienen ya una entrada asegurada, porque no se llegó a las 11.850 solicitudes que estaban disponibles. Esto significa que no se alcanzó ni la mitad del aforo máximo permitido. El club decidió prolongar el plazo de petición de entrada hasta este viernes a las 12.00 horas, así que por la tarde se informará a los nuevos inscritos sobre cómo obtener la entrada. Los 4.200 socios ya inscritos están recibiendo ya un correo electrónico con información adicional y con instrucciones para gestionar su entrada. La Real preparó un estricto protocolo para el acceso, la estancia y la salida de los aficionados del Reale Arena.