REAL MADRID

Mendy, entre algodones

El francés arrastra molestias de la lesión con que terminó el curso pasado y el Madrid va con mucha cautela con él. Se espera que en diez días se una al grupo.

Madrid
0
Mendy, con el Real Madrid.
ANTONIO VILLALBA

El Real Madrid realizó este viernes una doble sesión de entrenamientos sin mucha novedad: trabajo físico sobre todo por la mañana, más balón en la sesión de la tarde, visita sorpresa del presidente blanco, Florentino Pérez, y la misma ausencia que durante toda la primera semana de la pretemporada: Mendy, que volvió a quedarse en el gimnasio. El lateral francés no ha llegado de sus vacaciones con una lesión nueva, sino que arrastra molestias del problema con el que cerró la temporada pasada, una periostitis tibial.

Un problema de poca gravedad, pero que exige una recuperación cautelosa y sin prisas para evitar que se reproduzca de nuevo. De ahí que el francés esté trabajando sólo dentro del gimnasio, con los fisioterapeutas y con las máquinas, evitando los impactos, principal causa del problema. El Madrid estima que en unos diez días podrá empezar a trabajar al mismo ritmo que sus compañeros y llegar listo al debut en la Liga, el 14 de agosto a las 22:00 horas en Mendizorroza ante el Alavés.

Finalmente Marcelo se quedará en la plantilla para ser el primer capitán del equipo blanco tras la marcha de Ramos. Está por ver el rol que le asigna Carlo Ancelotti al brasileño, pero en principio existen pocas dudas sobre que Mendy va a ser su primera opción para el lateral izquierdo, tras dos temporadas en las que ha demostrado ser un seguro atrás y un jugador más versátil de lo que parece en ataque.

En su primera temporada en el Madrid, la 2019-20, se alternó al principio con Marcelo, pero Zidane terminó reconociendo, por mucho que el brasileño le hubiese dado en los años pasados, que Mendy estaba muy por encima: jugó 2.403 minutos en 32 partidos. El curso pasado esa cifra creció a 3.260 minutos en 38 partidos y sólo la lesión con que cerró la temporada le privó de acudir a la Eurocopa con Francia, si bien allí tiene complicado jugar, con Lucas como primera opción de Deschamps.