SEVILLA

El Sevilla reúne a 'Lo Imposible'

Bono y Dmitrovic, los dos últimos porteros goleadores de Primera, junto a Ocampos, el futbolista de campo que le hizo al serbio una gran parada en julio de 2020.

0
En Sevilla: Bono y Dmitrovic, los dos últimos porteros goleadores de Primera, junto a Ocampos, el futbolista de campo que le hizo al serbio una gran parada.
Toni Rodriguez Diario As

Desde 2011 sólo dos porteros han marcado un gol en Primera División: Yassine Bono y Marko Dmitrovic. Ambos comparten vestuario en el Sevilla desde esta misma semana y lo hacen además con el único futbolista de campo que durante este mismo tiempo ha conseguido hacer una parada: Lucas Ocampos.

Ocampos logró esa parada en el Sevilla-Eibar del 6 de julio de 2020, tras el confinamiento, y la víctima fue, curiosamente, el ahora jugador nervionense Dmitrovic. No le quedaban cambios al equipo del Sánchez-Pizjuán y el argentino tuvo que enfundarse los guantes ante una lesión de Vaclik, la que abrió las puertas de la titularidad a Yassine Bono. Corría el minuto 101 ya y esa parada aseguró los tres puntos para el Sevilla (1-0).

Dmitrovic se resarciría de aquella parada el 21 de enero de 2021, cuando fue el encargado de lanzar un penalti ante el Atlético y lo convirtió, aunque los armeros acabaran perdiendo aquel encuentro. Hacía 10 años que un portero no había marcado en la Liga (Aranzubía, en 2011) pero no tardaría mucho en producirse otro tanto de un guardameta... Y tuvo que ser Yassine Bono.

Bono es el primer portero de la historia de Primera en marcar un gol con el pie y de jugada, ya que el resto de goles fueron a balón parado con la excepción de un cabezazo de Aranzubía con el Deportivo de la Coruña en 2011. El marroquí empató en el último instante un partido que el Sevilla perdía en Valladolid contra los pucelanos. Tras un córner con varios rechaces, Yassine acabó chutando a gol desde el punto de penalti para el empate a uno y el éxtasis del equipo blanquirrojo. Así que, además de dos buenos porteros, Lopetegui dispone ademas de los últimos en marcar en LaLiga. Y de un futbolista, Ocampos, que les puede suplir si no hay más remedio...