EUROCOPA I DINAMARCA

La profecía de Hojbjerg

El centrocampista del Tottenham predijo en 2013 que en 2020 Dinamarca ganaría la Eurocopa. Y de momento tienen su mejor resultado desde Portugal 2004.

0
El medio del Tottenham Hojbjerg predijo en 2013 que en 2020 Dinamarca ganaría la Eurocopa. Y de momento tienen su mejor resultado desde Portugal 2004.
WOLFGANG RATTAY Pool via REUTERS

Pierre-Emile Hojbjerg es una de las estrellas de esta Dinamarca que sorprende en la Eurocopa. Pero es que, además de manejar la pelota muy bien, comienzan a asignársele dotes adivinatorias. En 2013, cuando aún era un juvenil, aseguró que su generación ganaría la Euro en 2020. Con un año de retraso por la pandemia, la selección danesa alcanza su mejor resultado (los cuartos) en un gran torneo desde Portugal 2004, con la diferencia de que entonces no había octavos de final.

El centrocampista del Tottenham, de 25 años, ha completado un año como indiscutible titular en los Spurs y ahora camina con paso firme junto a la Dinamita Roja. Ha dado tres asistencias en este torneo hasta el momento. "Ahora soy viejo y aburrido", ironiza Hojbjerg. "Insisto en el hecho de que tenemos una generación realmente buena. Hay jugadores de aquella época que han crecido mucho".

El nuevo paso hacia su predicción, este sábado en Bakú ante la República Checa. El medio de Copenhague tendrá nuevo técnico en Londres la próxima temporada, el portugués Nuno. Pero quiere tardar en conocerlo: "Enhorabuena a él y enhorabuena al club. Será interesante. Pero me gustaría esperar un poco para encontrarme con Nuno por las cosas que tenemos que terminar aquí".

Hojbjerg procede de la cantera del Copenhague, pasó por el mítico Brondby y con apenas 16 años ingresó en la cantera del Bayern, en cuyo primer equipo jugó (muy poco) durante algunas campañas desde 2012 a 2016. Cedido por los bávaros en el Augsburgo y el Schalke 04, en 2016 fue traspasado al Southampton. El verano pasado, José Mourinho puso sus ojos en él y le fichó para el Tottenham en un intercambio que incluía a Kyle Walker-Peters y algo más de tres millones de euros.