MERCADO

Mourinho se fija en Isak

El técnico estudia un golpe en ataque para la Roma. Belotti es el que más gusta, pero el Torino no quiere soltarle. Sobre la mesa está también el nombre del punta de la Real.

Isak.
ANDER GILLENEA AFP

Oficializada la llegada de Mourinho a la Roma, ahora se comienza a informar sobre la dotación con la que Tiago Pinto, director general giallorosso, le rodeará para que el equipo dé un salto de calidad la próxima temporada. La mayor preocupación es la vanguardia. En ese sentido, el Corriere dello Sport explica que Mourinho no se va a oponer a la marcha de Dzeko. El veterano delantero bosnio ya pudo salir en enero, después de su desencuentro con Paulo Fonsea. Con quien sí contará será con Borja Mayoral, el delantero español sigue entrando en los planes de la Roma con quien tiene firmado otro año de cesión.

Entonces se busca otro atacante de garantías. En ese sentido, el favorito, según apunta el Corriere es Belotti. El punta del Torino es quien más gusta, pero se apunta a que el equipo granata no quiere deshacerse de él y, aunque termina contrato en un año, se conversa con él para renovar. Así, Mourinho y Tiago Pinto habrían pactado una lista de alternativas y en ella ocupa un lugar destacado Alexander Isak. El sueco de la Real gusta mucho al técnico. En el artículo se explica que el dúo portugués busca un delantero con experiencia en un campeonato del máximo nivel e Isak cumple con esa premisa. También estaría en esa lista André Silva (Eintracht) y más atrás Sasa Kalajdzic (Stuttgart).

Comparativa entre Isak y los delanteros actuales de la Roma.

Isak sigue con su impresionante crecimiento en la Real. El equipo donostiarra acaba de confirmar otra vez su participación en Europa la próxima temporada con el sueco como uno de los destacados. Su envergadura recuerda a la de Dzeko y sus datos son muy parecidos, como muestra la infografía comparativa de BeSoccer. El nórdico tiene contrato hasta 2024 y un valor de mercado de 63,8 millones, según el sitio especializado BeSoccer. Isak tiene una cláusula de rescisión de 70 millones, excepto para el Dortmund, club que lo vendió a la Real, que todavía posee una opción de recompra de 30 millones.