VILLARREAL

Medié sale a polémica por temporada con el Villarreal, desde hace tres años

El colegiado catalán no falla a su cita con la polémica y con actuaciones que desquician al equipo amarillo en cada curso futbolístico desde hace tres temporadas.

Medié sale a polémica por temporada con el Villarreal, desde hace tres años
David Ramos Getty Images

En el Villarreal siguen sorprendidos por el arbitraje de Medié Jiménez de este domingo, en el que aseguran que sus decisiones y su forma de arbitrar, descolocaron al equipo y lo sacaron del partido. Los errores en decisiones bastante claras, el no permitir dialogo alguno, no acudir al VAR, y su actuación a la media parte del partido con las tarjetas; son las principales protestas por parte del club de la Plana. Pero esta situación con Medié Jiménez no es algo que les venga de nuevo a los amarillos, ya que este tipo de actuaciones son por desgracias más habituales de lo que sería normal.

Y es que tras cuatro años en la categoría, Medié es el colegiado que más veces ha dirigido a los amarillos, con trece actuaciones, de las que tres han sido sonadas y generaron mucha polémica. Tres partidos en los que acabó pitando seis penaltis en contra de los castellonense, por dos a favor, todos ellos con actuación de VAR, y con polémica. A lo que se suma que en esos tres partidos expulsó a tres jugadores amarillos, a los técnicos Javier Calleja y Víctor Manuel Mañas, por solo una expulsión de los rivales.

El primer espectáculo de Medié con los amarillos data de la temporada 18-19, concretamente de la jornada dieciséis de esa campaña, en la que el Villarreal empata a dos goles en Huesca. Medié pita dos penaltis al Villarreal muy rigurosos, mientras que valida un penalti a Bacca en el que acude a revisar al VAR, jugada que tiempo después el Comité lo dio como referencia de decisión errónea; además expulsó a Mario Gaspar por doble amarilla a la hora de juego.

En la campaña 19-20 y contra el Athletic Club en la jornada veintiséis, el Villarreal acaba desquiciado una vez más con Medié. Un partido en el que el colegiado pita dos penas máximas por manos, una a Albiol y otra a Pau, muy rigurosas. Y deja de sancionar una dura entrada de Capa a Cazorla, que era de roja y que dejó solo en amarilla. Una serie de jugadas que acaban con la expulsión de Javi Calleja por protestar estas jugadas.

Por último, llegó la actuación de este domingo, con dos penaltis en contra, uno de ellos inexistente que no acude a revisar; dos rojas a jugadores del banquillo por protestar; siendo rectificado en cada jugada por el VAR; expulsando a un rival y rectificado otra vez; pitando un penalti fuera cuando era dentro; no pitando una falta de Nolito en la jugada del gol, cuando el VAR le había llamado para que la viera.