EL VAR DE AS

El VAR acertó: no se tenían que repertir los penaltis de Barça y Elche

Repasamos varias acciones en los dos partidos que han dejado más dudas en cuanto a polémicas arbitrales. Oblak y Cillesen estaban adelantados.

Ruby Arés / Mario de la Riva

El 'VAR de AS' analiza seis jugadas polémicas de la 34ª jornada de Liga. Cuatro de ellas fueron manos: las de Marcos Llorente, Diego González, Lato y Diakhaby. Además, se describe el criterio para saber cuándo se debe repetir o no un penalti por infracción del guardameta.

En cuanto a las manos, hubo dos claras que fueron señaladas por los árbitros sin necesidad de acudir al VAR. Fueron las de Marcos Llorente y Lato. Ambas se hacen grande, ocupan un espacio, no son naturales y cortan la ocasión de un contrario. La de Diego González fue anulada, a instancias del VAR, ya que le viene rebotada de su propio cuerpo y con ella no pretendía hacerse grande ni ocupar espacio. La cuarta mano analizada fue la de Diakhaby. Le viene de un taconazo de De Jong, y el brazo estaba en posición natural, además, ante la proximidad del taconazo el jugador che no tenía margen para poder esconderla todavía más y evitar el contacto. Acertó Sánchez Martínez en no pitarla.

Respecto a los penaltis, hubo polémica por el adelantamiento de Oblak en lanzamiento fallado por Fidel. El disparo del jugador del Elche se estrelló en el palo, y pese a que Oblak no tenía ninguno de los dos pies sobre las líneas, se acertó al no mandarlo repetir por infracción del portero. El reglamento estipula que si el guardameta no cumple la norma pero el balón se estrella en el palo o se marcha fuera no es necesario repetirlo. Si se debería repetir en caso de que lo parase.