EIBAR - ALAVÉS | MENDILIBAR

"Si perdemos mañana, la salvación sería prácticamente imposible"

Mendilibar es consciente de que “con la afición, no estaríamos en esta situación”, y confiesa que a veces le cuesta “dormir” por la situación del equipo.

"Si perdemos mañana, la salvación sería prácticamente imposible"
AMAIA ZABALO DIARIO AS

¿Cree que ya se puede hablar de una final?

- No me gusta hablar de finales, pero es verdad que si ganamos éste partido aún tendremos opciones aunque sean pocas. Si perdemos, habría opciones matemáticas, pero sería casi imposible. Debemos salir a ganar.

- El Alavés está mejor que ustedes últimamente...

- Es cierto. Han estado peor, pero ahora están mejor. A ver si podemos cambiar la situación. No veo sus entrenamientos, pero parece que están más tranquilos. A veces cuando cambias de entrenador los jugadores se motivan más, aunque suele tener fecha de caducidad.

- ¿Le sirve el empate al Alavés?

- No les viene mal, pero creo que tienen que salir a ganar también. La presión la tenemos nosotros y debemos marcar antes que ellos para ver si a partir de ahí gestionamos mejor el partido.

- ¿Es su peor momento como entrenador?

- Sí, es posible. Es mi sexto año aquí. Hemos tenido problemas en otros equipos, pero éste año, cuando crees que todo va a ir bien, resulta que no ganas en 15 partidos, y te cuesta hasta dormir pensando en qué hacer para darle la vuelta a la situación. Había vivido estas situaciones, pero nunca tan cerca de casa, y además después de haber hecho tantas temporadas bien.

- ¿Es ésta la última oportunidad?

- Sí, la verdad. Si perdemos es casi imposible mantenerse. Tenemos que salir a muerte pensando que éste es el único partido que nos queda.

- ¿Cómo ve al vestuario?

- En estos momentos, todos estamos fastidiados. Si estás cerca de la salvación a falta de siete jornadas, puede ser que cada uno empiece a pensar en lo suyo, porque has cumplido tu objetivo. Pero ahora creo que las preocupaciones de los jugadores son las de ahora. Sabemos que para todos es bueno seguir en Primera, incluso para los que tienen contrato.

- La segunda parte ante la Real fue buena... ¿Es el camino a seguir?

- Sí. Es lo que hemos tratado de hacer toda la temporada, pero nos cuesta mucho. No podemos cometer errores que nos cuesten partidos. Ahí es donde debemos mejorar.

- ¿Qué papel juegan los nervios?

- Muchos, aunque yo creo que el Alavés también está en ésa situación de no estar aún tranquilo. Nosotros no podemos mirar al retrovisor, porque ahí no hay nadie, pero debemos mantener la ilusión de lograrlo.

- ¿Se puede repetir aquella gesta de la 98/99 con Barasoain?

- Los números dicen que sí. El porcentaje es bajo, pero vamos a ir a por el Alavés primero, y luego ya se verá. Mientras haya posibilidades matemáticas, hay que luchar.

-¿Ha influido la falta de la afición?

- Es que estoy convencido de que con nuestro público no estaríamos así. Estoy completamente convencido. La afición da un plus que ahora mismo no tenemos. Es una pena.