PONFERRADINA

Sielva volvió por todo lo alto ante el Leganés

Después de mes y medio lesionado, el centrocampista de la Ponferradina marcó en Butarque su séptimo gol de la temporada para rescatar un punto.

Sielva volvió por todo lo alto ante el Leganés
JAVIER GANDUL DIARIO AS

Un mes y medio después de lesionarse ante el Sporting de Gijón, Óscar Sielva volvió el lunes a los terrenos de juego para demostrar que, hoy por hoy, es uno de los jugadores claves en la Ponferradina. El centrocampista catalán entró al campo tras el descanso y aprovechó una falta en la frontal para sacar a relucir el guante que tiene por pie y marcar su séptimo gol de la temporada, rescatando así un punto para su equipo en Butarque.

Sielva confiesa que está "contento por tener minutos después de un mes y medio jodido y feliz por volver a disfrutar del verde, que es lo que me gusta", y resta importancia a su papel de líder del equipo berciano: "Me siento tan importante como cada uno de los compañeros del vestuario. No sé si soy tan importante, lo que sí sé es que cuando no he estado el equipo ha sacado resultados y ha dado la cara en prácticamente todos los partidos. Desde fuera he disfrutado viendo competir a mis compañeros todos a una".

Eso sí, el centrocampista de la Deportiva reconoce que al equipo le cuesta arrancar a veces en los partidos, especialmente ante equipos grandes: "A veces parece que cuando jugamos contra equipos importantes nos da más respeto y estamos esperando a que nos den la primera hostia para espabilar, pero no tenemos que temerle a nadie, porque tenemos equipo suficiente para plantarle cara a cualquier rival de la categoría".

Partido a partido a por el playoff

Precisamente en el próximo rival están los pensamientos de Sielva y de todo el equipo. La Ponferradina recibe el sábado a un Lugo en horas bajas que estrenará en El Toralín su cuarto entrenador de la temporada, pero el catalán no se fía: "Es el partido más peligroso. Cuando viene un equipo de encadenar varias derrotas y se ven en la parte de abajo vendrán con ganas de revertir la situación y es cuando más atentos tenemos que estar".

Todo ello, con el objetivo de pelear hasta el final por alcanzar la sexta plaza, toda vez que los blanquiazules ya han alcanzado la cifra de 50 puntos que, normalmente, significa la permanencia en Segunda: "Hasta el final de temporada va a estar todo así de disputado por arriba y por abajo. Van a ser siete jornadas apasionantes y tenemos que ir partido a partido para conseguir lo que queremos".