ALAVÉS-VILLARREAL

Aprobados y suspensos del Villarreal: Game Over sin Parejo

El centrocampista dio sentido al juego amarillo, pero Emery lo cambió y el equipo se vino abajo. Alcácer vio portería y volvió a entenderse bien con Gerard Moreno.

Aprobados y suspensos del Villarreal: Game Over sin Parejo

Rulli: Sin posibilidad de hacer nada en el gol, el meta dejó buenas paradas para evitar que su equipo recibiera más goles. De hecho, si bien Joselu logró batirle, previamente el portero le hizo dos paradas, una a un disparo potente y raso y otra a un disparo dentro del área en la que estuvo muy bien colocado.

Mario Gaspar: Noche difícil para el lateral, que cometió varios errores destacados. Sin ir más lejos, casi se marca en propia con una volea que más que un despeje parecía un remate a anotar y posteriormente en el decisivo gol de Edgar, le ganaron la posición.

Albiol: No tuvo la contundencia de otras citas, en parte por la ausencia de Pau Torres. A su favor, no fue responsable de ninguno de los goles y se dedicó a 'achicar' los centros vitorianos.

Funes Mori: No pudo suplir con creces a Pau Torres, a quien su equipo echó en falta especialmete a la hora de ser contundentes en el área. Además, cometió una pérdida peligrosa ante Bataglia que casi costó un gol. En el gol Joselu le ganó la espalda casi sin dificultades.

Pedraza: No estuvo del todo cómodo. Con el equipo local encerrado atrás gran parte del partido, apenas tuvo oportunidades de sorprender en ataque, no obstante sí que dejó algunas apciones reseñables: Sirvió un centro soberbio raso a Alcácer al que el punta no llegó de milagro, y también cedió un pase a Paco dentro del área que no fue gol por una gran intervención de Pacheco.

Capoue: Su trabajo fue más que notable para evitar los contragolpes albiazules. Sin hacer un juego excesivamente vistoso, abortó constantemente los intentos de salir con velocidad del Alavés, si bien su aportación al ataque fue nula.

Parejo: En vistas de que Trigueros asumió el papel de 'enganche' el centrocampista optó por ser la brújula del equipo desde la construcción y encontrar la profundidad con envíos en largo. Tal fue su aportación al juego, que cuando se fue al banquillo el equipo pegó un bajón monumental. 

Trigueros: Soberbio partido del centrocampista mientras estuvo con Parejo, que fue un enganche constante entre el centro del campo y la delantera. A destacar, un balón en profundidad al primer toque a Alcácer que el punta no aprovechó y otro en largo a Pedraza por el que se reclamó penalti.

Samu Chukweze: Tuvo esa chispa para desbordar que tanto le pide Emery. Nada más comenzar gozó de un remate de cabeza que no fue gol de milagro, ya que Laguardia despejó bajo palos. Llevó loco a Aguirregabiria y puso un par de centros de gol que no encontraron rematador.

Gerard Moreno: De menos a más. Poco a poco se fue despegando de la marca de los vitorianos tras unos primeros minutos en los que se le vio impreciso. En cuanto él carburó, su equipo mejoró y de hecho suya fue la asistencia a Alcácer en el tanto, en lo que fue un centro casi en diagonal bien medido. El pudo marcar con un remate al primer toque casi desde el punto de penalti, pero sorprendentemente le salió demasiado centrado. 

Paco Alcácer: Paco no perdona tres veces y tras un remate de volea que atajó Pacheco, y un balón que peinó de cabeza al primer palo que tampoco acabó en gol, a la tercera anotó tras un fallo de Laguardia, cazando un balón al primer palo, su zona fetiche. Posteriormente gozó de un mano a mano con Pacheco que le salió un tanto centrado.

Cambios

Coquelin: Entró supliendo a Parejo y no estuvo nada atinado. En ataque xxxx. En defensa, el centro del gol llegó por su banda al no poder frenar a Joselu, quien centró casi sin oposición.

Moi Gómez: Muy lejos del área, no fue capaz de dar ese plus de chispa que le faltaba a su equipo.

Yeremy: S.C

Fer Niño: S.C