VALENCIA-CELTA

Aprobados y suspensos: La magia de Kang-in y el efecto Vallejo

El surcoreano asistió en el gol y fue el mejor de un partido que, una noche más, Manu Vallejo decantó. Gameiro con un gol y Correia con una asistencia se reivindicaron

Aprobados y suspensos: La magia de Kang-in y el efecto Vallejo
DAVID GONZALEZ DIARIO AS

Cillessen: En la que fue su vuelta a Mestalla después de 7 meses tuvo una tarde plácida en la que ofreció seguridad. La única vez que intervino fue en el minuto 80 atajando un balón dentro del área que Hugo Mallo estaba preparado para fusilar.

Correia: Como viene siendo habitual en cada partido, el equipo rival focalizó el ataque por su banda, no obstante el lateral estuvo sobrio en defensa superando las 8 recuperaciones y sin cometer errores de concentración, su habitual 'pero'. En ataque estuvo profundo y puso balones peligrosos al área, pero fue tras una acción individual y con un pase raso como asistió a Gameiro.

Gabriel: Jefe de la zaga, estuvo seguro y no cometió errores en todo el partido. En los últimos minutos subió al área rival a la heróica para buscar el tanto.

Guillamón: Cometió un fallo que casi le sale carísimo a su equipo: con el balón en los pies dentro del área, se tropezó y Mina le arrebató el cuero, por suerte la jugada se resolvió sin sustos para los che.

Gayà: Corrió la banda en incontables ocasiones, pero sus centros o bien se quedaban cortos o bien se pasaban de largo. En su defensa, en tales pases largos dio siempre la sensación de que había pocos valencianistas dentro del área para poder rematar.

Wass: Aportó peligro al área rival, primero con un centro a Álex Blanco y posteriormente con una volea que entró en la portería, pero que había rematado en fuera de juego. En la segunda mitad se colocó en la izquierda

Racic: Fue protagonista con el balón y llegó sin miedo a la frontal del área rival, aunque en la única que pudo enganchar le pegó mordida. Pese a todo, todavía comete algunos errores en entregas fáciles al primer toque en jugadas de posesión.

Soler: Desacertado partido del canterano che, que no pudo elaborar acciones de peligro y tampoco se atrevió a llegar en exceso al área, en parte para evitar contraataques rivales. En los últimos minutos, en los que ya subió sin miedo, disparó desde la frontal del área pero se le marchó muy alto. 

Álex Blanco: Gracia premió la actitud del canterano che en los entrenamientos dándole la titularidad y su partido fue eso: todo actitud. El extremo trató de encarar, rematar y participar, no obstante no terminó de cogerle el punto al partido. Pese a ello tuvo un remate de cabeza peligroso, pero se le marchó alto.

Kang-in Lee: Muy combinativo durante todo el encuentro, forzó la amarilla a Nolito cuando aun no se había cumplido el primer tramo de partido. Posteriormente un gran pase en profundidad suyo a Maxi originó la expulsión a Rubén Blanco, en el enésimo intento del asiático de generar ventajas jugando profundo. Intentó un centro-chut al que Gameiro no llegó por milímetros y que podría haber roto el empate. Al final de tanto avisar llegó el castigo y en una buena combinación con Vallejo, le sirvió al gaditano un pase rompelíneas perfecto desde la frontal del área para que los che se pusieran por delante.

Maxi Gómez: Estuvo inconexo durante todo el partido, no obstante él protagonizó la acción que le costó la roja a Rubén Blanco al desmarcarse de manera notable entre Araujo y Murillo y llegar al balón antes que el meta celeste.

Cambios

Gameiro: Jugó los últimos 20 minutos y nada más entrar pudo ver portería tras un buen centro de Lee, pero Iván Villar rozó el cuero para desviarlo cuando el francés ya se relamía. Al final sentenció el encuentro con un gol clásico suyo: desmarque entre líneas y pepinazo al primer toque.

Vallejo: Entró y de nuevo el 'Efecto Vallejo' volvió a imponerse. Avisó con una cabalgada horizontal dentro del área que después cedió a Soler, pero este remató alto. Y en el descuento, tras una acción con varios recortes y una buena combinación con Kang-in Lee marcó el 1-0.