REAL VALLADOLID

Weissman: "Es momento de dejar de hablar y empezar a demostrar"

El delantero confía en que el Real Valladolid revierta la dinámica y se muestra con ganas de empezar a hacerlo a partir del sábado frente al Eibar.

Valladolid
Weissman: "Es momento de dejar de hablar y empezar a demostrar"
Juan Manuel Serrano Arce Getty Images

Shon Weissman compareció este miércoles ante los medios de comunicación después de ser elegido por la afición del Real Valladolid como mejor jugador del pasado mes de enero. Esta designación fue la segunda consecutiva, algo por lo que se mostró "muy agradecido y orgulloso" antes de hablar de la dinámica del equipo y de pedir "perdón a los aficionados, que no se merecen estas derrotas".

El delantero israelí se mostró "confiado" en que el equipo va a dar "lo mejor para cambiar la dinámica, empezando por el sábado", aunque no obvió la crítica. "Todo el mundo ha visto que hemos cometido errores que no deberíamos. Ahora mismo la situación no es buena, pero podemos hacerlo mejor", indicó, queriendo dejar atrás el pasado e incidiendo mucho en su confianza "en sacar esto adelante a partir del sábado".

Así, aboga el hebreo por que "es el momento de dejar de hablar y de demostrar cosas a la hora de jugar", dijo varias veces, confiando en que si los blanquivioletas ganan "tres o cuatro partidos, todo irá bien", ya que "hace un mes" la situación no era tan mala. "Estoy confiado. Vamos a dar lo mejor para cambiar la dinámica del equipo. Mis 'feelings' son buenos. Creo en este equipo y en que vamos a cambiar la dinámica", reiteró.

Asimismo, Weissman refrendó la confianza en Sergio González, a quien "todo el mundo en el club" se la ha mostrado en las últimas fechas. "La razón por la que vine es porque creía en el equipo, en el staff y en todo el mundo en el club", volvió a confirmar el ariete, que apeló a "estar todos juntos" para poder "dar lo mejor para cambiar esta situación".

Segundo premio consecutivo

A pesar de que últimamente no ha aumentado sus guarismos goleadores, la afición sigue estando al lado de Weissman, y él así lo siente. "Estoy muy orgulloso. Siento todos los días y en todo momento en aliento del público, y lo agradezco. Estoy muy feliz de ser parte del Real Valladolid y daré lo mejor por el club", prometió.

Ciertamente, la temporada pasada marcó bastantes más goles de los que lleva esta, aunque el punta lo contextualizó recordando que entonces jugaba "en un equipo que terminó en el top-3 de la Liga y que atacaba todo el rato", mientras que ahora mismo se encuentra en un "proceso" de adaptación. "He mostrado que puedo marcar en cualquier liga y en cualquier momento. Lo voy a demostrar y tengo esperanzas de hacerlo el sábado", afirmó.

En los últimos partidos, por esto, se le ha visto un tanto solo y frustrado, aunque Weissman se siente respaldado por el equipo y considera que la situación irá a mejor, ayudándole también en lo personal. "Pido el balón todo el rato porque me gusta tenerlo. Estoy seguro de que mis compañeros me verán mejor. Soy nuevo aquí, muchos somos nuevos, y a veces lleva tiempo. Seguro que tendré mis ocasiones y que haré lo que debo hacer", finalizó.