REAL MADRID

Varane, el problema que viene

El central, héroe en Huesca, tiene por delante semanas sin la compañía de Ramos. Finaliza contrato en 2022, con el Madrid centrado en otros asuntos.

Madrid

Con Sergio Ramos recién operado y baja segura durante el próximo mes y medio (podrían ser dos meses, dependerá de la marcha de su recuperación), Raphael Varane queda como el principal pilar defensivo del Real Madrid para las próximas semanas, en plena pelea por mantenerse a flote en LaLiga y superar los octavos de final de la Champions League ante la Atalanta. Debió sentirse espoleado el francés, sabedor de que los focos le apuntarán ahora de forma más potente que de costumbre, y en Huesca dio un paso al frente para brillar en defensa y ser letal en ataque.

Poco pudo hacer Varane para evitar el gol Javi Galán para puso por delante al Huesca en El Alcoraz; tanto el francés como Nacho marcaban los posibles desmarques de Okazaki y Mir cuando el carrilero del equipo oscense empalmó ese voleón, imparable para Courtois. En términos generales, el partido de Varane atrás fue notorio: 56 pases buenos de 61 (92%), cinco despejes, siete recuperaciones, seis pérdidas y ninguna falta regalada al Huesca. Lo que no es tan habitual es ver a Varane castigando al rival en el marcador, una labor más propia de Sergio Ramos y que el de Lille hizo suya en Huesca con dos goles: primero, de cabeza, aprovechando un balón llovido tras una falta directa al larguero de Benzema; y luego cazando un rechace de Álvaro tras un cabezazo de Casemiro, como si se tratase de un ‘nueve’ puro, un animal de área pequeña.

Varane, con contrato hasta 2022

Sus primeros goles en más de un año, no marcaba desde el 29 de enero de 2020, en Copa ante el Zaragoza en La Romareda. Un estupendo comienzo para el central francés, al que le vienen semanas en las que deberá liderar la zaga en ausencia de su compadre Ramos; las críticas por faltarle capacidad para mandar atrás sin el sevillano han sido una constante en su carrera en el Madrid, esta es su oportunidad para despejar dudas, de cara al presente y al futuro. Conviene no olvidar que, si Ramos termina no renovando con el Madrid, Varane se quedará como primer hombre del centro de la zaga y llegaría un nuevo acompañante (el Madrid trabaja en que sea Alaba).

Varane, tras marcar el 1-2 en el Huesca-Real Madrid.

Y todo ello, en un contexto futbolístico complicado, con la pandemia machacando las economías de los grandes clubes (el Madrid ha reducido su presupuesto en 200 millones por la ausencia de aficionados en los estadios) y con Varane finalizando su contrato con el club blanco en junio de 2022. El defensor llegó al Madrid en junio de 2011, procedente del Lens a cambio de 10 millones de euros; fue una apuesta personal de Zidane que José Mourinho, entrenador blanco por entonces, aceptó gustoso. Casi diez temporadas y 18 títulos (cuatro Champions y tres Ligas entre ellos) después, Varane entrará el próximo verano en su último año de contrato sin renovación a la vista, de momento.

Ramos, Modric, Lucas... y los salarios

El Madrid anda centrado en cuadrar las cuentas de este ejercicio (prevé pérdidas de 91 millones si no recorta los salarios), negociando jugador por jugador las bajadas de sueldo, y al mismo tiempo dedica esfuerzos a los que finalizan contrato en apenas unos meses, en junio de 2020: Modric (tiene ya un acuerdo, falta que se haga oficial), Lucas Vázquez y Ramos. De ahí que no se haya movido demasiado de momento para atajar las renovaciones de los que finalizan el siguiente curso, aunque sí ha dado algún paso en ese aspecto: Carvajal renovará hasta 2025, el acuerdo es total y falta la oficialidad. En la misma situación que Varane se encuentran Nacho, Benzema, Isco y Marcelo; los dos primeros tienen opciones de seguir más allá de 2022, no así los segundos (Isco ha pedido salir y Marcelo no cuenta y podría buscar equipo el verano que viene). Varane sigue esperando y el Madrid no descarta que la decisión se retrase hasta su último año de contrato.

El francés ya tuvo una etapa de serias dudas durante el curso 2018-19, cuando sopesó dejar el Madrid para emprender un nuevo proyecto en otro equipo; el retorno de Zidane al equipo le convenció para continuar de blanco, pero cuando acabe su actual vinculación Varane tendrá 29 años. Edad perfecta para seguir al primer nivel, en el Bernabéu o en otra plaza; dependerá del nuevo contrato que le ofrezcan y del proyecto que planee el Madrid para el corto plazo. El posible fichaje de Mbappé puede tener mucho que decir en ese sentido.