BARCELONA

Dest se ejercita con el grupo y apunta a la Copa

El defensa, que lleva dos semanas arrastrando molestias musculares en la pierna derecha, regresó al grupo con la idea de entrar en la lista para el partido de Copa ante el Granada.

Ronald Koeman está a punto de recuperar un hombre más para la causa. Si el fin de semana pasado era Sergi Roberto quien recibía el alta e incluso jugaba unos minutos ante el Athletic de Bilbao, ahora es Sergiño Dest quien ha vuelto a reaparecer este lunes en la sesión de entrenamiento con el grupo. Hay que recordar que el defensa estadounidense se lesionó ante el Granada el pasado 9 de enero y desde aquel día ha ido arrastrando molestias en el muslo derecho que le han impedido jugar de forma continuada.

El regreso de Dest y de Sergi Roberto dejan un panorama mucho más tranquilizador para Koeman de cara a los próximos partidos: ya cuenta con jugadores para ocupar con plenas garantías la banda derecha.

Y es que hasta ahora había tenido que echar mano de un central del filial, Óscar Mingueza, para cubrir el rosario de bajas en el lateral derecho. Mingueza ha cumplido con el expediente con creces, pese a que sus virtudes futbolísticas se asientan más en el eje de la defensa que en una banda. Aun así, el joven canterano ha demostrado una entereza y profesionalidad encomiables, además de una progresión notable. Sólo hay que mirar el último partido, ante el Athletic en el Camp Nou, para constatar su evolución como lateral, donde fue capaz de servir una asistencia de gol a Griezmann, que acabó dando los tres puntos a los blaugrana.

Todo apunta que Dest entrará mañana en la convocatoria para el partido de Copa ante el Granada. Una muy buena noticia, sin duda, para el técnico holandés, que ha pasado de estar huérfano de laterales derechos en el primero equipo a tener ahora 'overbooking' en esa posición.

Para el partido de Copa recuperará asimismo a Sergio Busquets, tras perderse el partido ante el Athletic por sanción.

Tal como están siendo las circunstancias esta temporada, parece evidente que Koeman no se va a reservar nada ni a nadie de cara a los cuartos de Copa, con la intención de llegar a las semifinales, donde la eliminatoria ya será a doble partido.