INGLATERRA

La policía de Manchester investiga insultos racistas a Rashford, Martial y Tuanzebe

Varios futbolistas del United fueron víctimas de comentarios lamentables en redes. El príncipe Guillermo ha condenado estos actos deleznables.

0

Tras el empate sin goles de este sábado entre Arsenal y Manchester United, el delantero inglés de los 'Diablos Rojos', Marcus Rashford, recibió insultos racistas a través de redes sociales. La policía de Mánchester inició una investigación sobre ello el domingo y hasta el príncipe Guillermo, presidente de la Asociación Inglesa de Fútbol, ha tenido que intervenir para pedir el cese de estos actos deleznables.

Rashford, ante lo ocurrido, publicó el siguiente mensaje en Twitter: "La humanidad y las redes sociales están en su peor momento. Sí, soy un hombre negro y vivo orgulloso de serlo todos los días. Ningún comentario ni nadie me hará sentir diferente".

Los insultos dirigidos a Rashford el sábado fueron extendidos a sus compañeros de equipo Axel Tuanzebe y Anthony Martial. "Se nos ha informado de varios de estos comentarios y estamos en contacto con los involucrados para brindar apoyo e investigaremos a fondo", dijo una portavoz de la Policía del Gran Mánchester.

Reece James, lateral del Chelsea, también sufrió racismo online esta pasada semana y manifestó su enfado vía Twitter. Su club utilizó esta misma plataforma para mostrar repudio y exigir medidas más contundentes contra aquellos que empleen insultos racistas. "En el deporte, al igual que en la sociedad en general, debemos crear un entorno de redes sociales en el que las acciones de odio y discriminación sean tan inaceptables como lo serían en la calle. Algo tiene que cambiar y tiene que cambiar ya", publicó el Chelsea.

El príncipe Guillermo ha calificado de "despreciable" estos episodios: "El racismo, ya sea en el campo, en las gradas o en las redes sociales, es despreciable y debe detenerse ya. Todos tenemos la responsabilidad de crear un entorno en el que no se tolere este tipo de abusos, y quienes eligen difundir el odio y la división deben rendir cuentas de sus acciones. Felicito a todos aquellos jugadores, aficionados, clubes y organizaciones que siguen denunciando y condenando este abuso en los términos más enérgicos".