REAL MADIRD

Llegan los refuerzos

Zidane recupera a cuatro jugadores en una de las primeras semanas clave para el futuro del conjunto blanco: se juega el pase a octavos ante el Mönchengladbach y el sábado, el derbi.

Madrid

Superada la primera dificultad que se presentaba en el horizonte (triunfo ante el Sevilla con gol de Vinicius), Zinedine Zidane comenzó a pensar en las otras dos finales que le restan aún: le queda la final del miércoles ante el Borussia Mönchengladbach y a lo lejos asoma el derbi ante un imbatible Atlético de Madrid. Los rojiblancos suman 26 partidos sin conocer la derrota en Liga: 17 victorias más nueve empates. La última vez que los atléticos cayeron fue precisamente en el estadio Santiago Bernabéu ante el Madrid. Marcó Benzema a pase de Mendy.

Pero Zizou comienza a ver la luz… Para empezar, recupera a piezas clave en su sistema defensivo como son Sergio Ramos y Dani Carvajal. El primero, que cayó lesionado jugando con la Selección española el pasado 18 de octubre en Sevilla, ya se ha recuperado de una lesión en el bíceps femoral derecho que le ha hecho perderse cinco encuentros, aunque para los dos últimos (Shakhtar en Kiev y Sevilla en el Sánchez Pizjuán) ya podría haber contado para Zidane. Pero el entrenador madridista prefirió no arriesgar ante lo que se le avecinaba. La travesía del desierto del Madrid si su capitán se ha resuelto con dos triunfos (en escenarios imponentes como son San Siro y el Sánchez Pizjuán), dos derrotas (una en Kiev y otra en el Di Stéfano ante el Alavés) y un empate (ante el Villarreal en el Estadio de La Cerámica). Su relevo, Nacho, ha estado sobrio durante todo este tiempo (sobre todo ante el conjunto interista, donde junto con Varane secaron a un delantero como Lukaku).

Carvajal salió a correr el pasado viernes antes del partido frente al Sevilla.

La segunda novedad es Dani Carvajal. El lateral, que se rompió el pasado día 27, ya ha saltado al césped de Valdebebas para irse notando sensaciones. El madrileño se ve capacitado para intentar jugar el miércoles, pero todo va a depender de estas próximas sesiones de entrenamiento. El de Leganés ya ha sufrido dos lesiones musculares esta temporada y Zidane no quiere correr ningún riesgo con él: jugará si está recuperado. Su regreso sería también liberar una carga de peso, en este caso a Lucas Vázquez, que está supliéndole con un trabajo formidable. El gallego ha sabido adaptarse a su nuevo puesto (ha jugado ahí salvo en dos ocasiones en las que jugó Carvajal: ante el Inter y el Villarreal)

También son de la partida Odrizola y Jovic. El primero tuvo una pequeña lesión muscular en el gemelo izquierdo, pero cuando estaba a punto de regresar sufrió una recaída. Este parón le ha hecho perderse 12 partidos (por ejemplo no ha disputado ni un solo minuto en la Champions (cinco encuentros disputados)). Esta semana se ejercitó con el resto de sus compañeros y ha llegado a viajar a Sevilla. Hasta el momento sólo ha podido participar en apenas 57 minutos (en el triunfo blanco ante el Valladolid). Pero su reincorporación es una pieza más disponible para Zidane.

Por su parte, Luka Jovic ya está completamente recuperado de su positivo por COVID-19. El ariete venía de realizar tres notables actuaciones con su selección: marcó tres goles y dio dos asistencias en 230 minutos con la selección serbia, y parecía entonarse con vistas al tramo final del año. A quien todavía le queda tiempo para regresar es a Fede Valverde. El uruguayo se somete a intensas sesiones de trabajo (fisioterapia sobre todo) en las instalaciones de Valdebebas, pero lo más seguro es que no regrese hasta finales de 2020 o incluso que vuelva el año próximo. El charrúa ya ha salido al césped de Valdebebas e incluso ha tocado balón, pero Zidane siempre es precavido con los jugadores que salen de lesiones. Sin embargo, justo cuando empieza el Tour pirenaico, Zidane recupera a cuatro jugadores. Y toca madera para que no se le lesione nadie más…