PREMIER LEAGUE

Diogo Jota era la opción B o C del Liverpool en el mercado

Según ha publicado el Mirror, el equipo inglés intentó dos fichajes antes que el del portugués para esa posición. No había dinero para esos dos jugadores y contrató al exrojiblanco.

0

Diogo Jota destrozó al Atalanta con un triplete en la Champions. El delantero portugués fue un tremendo protagonista de la victoria por 0-5, elevando su racha particular a cuatro partidos seguidos marcando. El Liverpool lo fichó para elevar el nivel de su fondo de armario y ahora Klopp se ha encontrado con que le está peleando el puesto a un Firmino que parecía intocable. La fiebre por Jota no para de crecer en Anfield, su impacto es incuestionable y cuantificable.

En las últimas semanas mucho se ha hablado de cómo el Atlético lo dejó escapar, a pesar de haberlo fichado y de verle foguearse cedido. Pero cada momento tiene sus particularidades y a todo pasado siempre es fácil señalar. Justamente, ahora que tanto se pondera la maniobra del Liverpool el diario Mirror explica cómo el equipo inglés se ha topado con un jugador de nivel, pero en principio su apuesta era otra.

El Liverpool buscaba un refuerzo de primer nivel para su ataque. Para que en el caso de que bien Mané bien Salah bien Firmino faltaran la idea no corriera peligro. Incluso, para aportar un nuevo perfil para el ataque. En ese sentido, el Mirror explica que el primer intento fue Timo Werner. La por entonces estrella del Leipzig encandilaba a Klopp. Sobre todo, por su capacidad para arrancar desde el costado izquierdo. Además de por su gol, evidentemente. Pero se puso prohibitivo. Al final firmó por el Chelsea por un fijo de 54 millones de euros.

El rotativo inglés no se detiene ahí e incluso coloca a otra opción por delante de Jota. En este caso era Ismaila Sarr, del Watford. Pero marcaron como precio de salida casi 50 millones de euros, la mayor parte en el primer pago, lo que hizo que el Liverpool buscará otras soluciones, una que se adecuara mejor a sus condiciones de financiación. Lo encontró en el Wolverhampton. Según el Mirror, el Liverpool habría pagado un primer plazo de 4 millones de los 44 fijos que tiene que desembolsar. La operación se puede ir a 49 con bonus. Sea como fuere, Klopp se ha encontrado con un jugador maduro que le está ofreciendo un rendimiento notable desde el primer día y eso que no era el plan A.