REAL MADRID

El Madrid traspasa a Alberto Soro al Granada

La perla, fichada en 2019 del Zaragoza y que permaneció allí cedido la pasada temporada, firma hasta 2025. El Madrid se guarda un derecho de tanteo.

El Real Madrid continúa trabajando para clarificar el futuro de sus cedidos. Después de encarrilar los préstamos de Dani Ceballos (Arsenal) y Brahim (Milán), el club blanco le ha encontrado destino a Alberto Soro (21 años). El atacante aragonés, que fichó por el Madrid en 2019 a cambio de 2,5 millones de euros fijos (más otra cantidad similar por objetivos) y que la pasada temporada estuvo cedido en el Zaragoza, jugará en el Granada. A las 21:00 horas, el club andaluz hizo oficial la noticia que AS publicó este martes y anunció que había llegado a un acuerdo con la entidad madridista por Soro, que llega traspasado y firma hasta 2025. La operación rondará los 2,5 millones de euros y el Madrid se guarda un derecho de tanteo en caso de que llegue un interés en el futuro de otro club.

Soro, fichado por el Madrid del Zaragoza, permaneció en el conjunto aragonés la pasada temporada para intentar el ascenso a Primera. En 2.469 minutos (39 partidos), marcó cuatro goles y dio siete asistencias. Un buen rendimiento al que no pudo poner la guinda del ascenso, que rozó con los dedos, pero que hizo consciente al Madrid de que Soro estaba para dar el salto a Primera. Por eso, desde hace semanas comenzaron las conversaciones entre el club y sus agentes para buscarle destino.

El Zaragoza pidió su cesión, pero es el Granada, equipo que va a jugar la Europa League (el 17 de septiembre debutará frente al Teuta de Albania), el que se ha hecho con los servicios de la perla aragonesa. Soro se reunirá en Los Cármenes con otro madridista, Jesús Vallejo, que ha prolongado un año más su cesión con los de Diego Martínez. El futuro de ambos parece dibujarse casi con los mismos trazos. Los dos despuntaron desde muy jóvenes en el Zaragoza, el Madrid les fichó y les dejó allí cedidos y ahora sus caminos se encuentran en Granada. El nuevo jugador nazarí ya se entrenó en Marbella, en el gimnasio, a la espera de incorporarse con el resto del grupo.